Publicado 11/08/2015 14:11CET

Detenido un camionero por multiplicar por seis la tasa máxima de alcoholemia

La Guardia Civil detiene al conductor de un camión articulado de gran tonelaje
GUARDIA CIVIL

MURCIA, 11 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil ha detenido este lunes al conductor de un vehículo articulado de 40 toneladas implicado en un accidente de circulación con daños materiales, en San Javier. El individuo estaba totalmente desorientado y fuera de un itinerario lógico.

Al apreciar los agentes que el camionero, de 51 años y nacionalidad española, vecino de Sangonera la Seca (Murcia), daba claros síntomas de encontrarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas, se le realizaron sendas pruebas, pudiendo verificarse que superaba seis veces la tasa máxima permitida para conducir este tipo de vehículos.

Esta actuación está enmarcada en la campaña especial de control de alcohol y drogas en conductores establecida por la Dirección General de Tráfico (DGT) entre el 10 y el 16 de agosto en todo el territorio nacional.

Los hechos ocurrieron cuando la Guardia Civil fue alertada de un accidente de accidente en la RM-19, que une el Puerto de la Cadena con la localidad de San Javier, conocida popularmente como autovía del Mar Menor, a la altura de los accesos a Los Infiernos- Torre Pacheco, kilómetro 18,300, y en el que se hallaban implicados un vehículo articulado de gran tonelaje y otros dos turismos, sin heridos.

Al realizar las preceptivas pruebas de alcoholemia a los conductores implicados en el accidente de circulación, los agentes pudieron comprobar que el camionero presentaba evidentes síntomas de haber consumido bebidas alcohólicas incompatibles con la conducción, arrojando un resultado positivo de 0,94 y 0,91 miligramos de alcohol por litro de aire espirado en sendos tests reglamentarios que se le practicaron.

El camionero sextuplicaba por tanto la tasa máxima permitida, que en el caso de conductores profesionales, como en éste, es de 0,15 mg/litro, por lo que fue detenido como presunto autor de un delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas, al superar con creces las tasas establecidas, siendo puesto a disposición del Juzgado de Instrucción número 4 de San Javier, para la celebración del correspondiente juicio rápido.

El conductor, que circulaba de vacío y a consecuencia de la ingesta de alcohol, se encontraba totalmente desorientado y fuera de un itinerario lógico, ya que según su manifestación se desplazaba desde Murcia hasta el polígono industrial de Sangonera la Seca para realizar la carga del vehículo.

Dada la elevada tasa de alcoholemia arrojada, el vehículo quedó inmovilizado hasta que se desplazó al lugar un conductor alternativo habilitado para la conducción de este tipo de transportes, y pudo ser levantada esta medida cautelar y continuar el destino previsto.

El delito de conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas, con tasas superiores a 0,60 miligramos/litro, se encuentra recogido en el artículo 379 del Código Penal y puede ser castigado alternativamente con penas de prisión de 3 a 6 meses, multa de 6 a 12 meses, o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días y, en cualquier caso, con privación de derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a 1 y hasta 4 años.

La Guardia Civil reitera su mensaje a aquellos conductores que, de forma imprudente y temeraria, y a pesar de las campañas y advertencias de la DGT, conducen después de haber bebido o tomado drogas.

Durante esta semana, con motivo de la campaña especial de control de alcohol y drogas que se está llevando a cabo, como durante todo el verano, se intensificarán los controles de alcoholemia y drogas, a cualquier hora del día o de la noche, como consecuencia del incremento de circulación que se produce en esta época y del aumento de los desplazamientos cortos derivados de actividades de ocio y festivas.

El objetivo es concienciar a los ciudadanos de la incompatibilidad de estas sustancias con la conducción de vehículos, para garantizar la seguridad vial en las carreteras.

Por otra parte, la Guardia Civil quiere llamar la atención de los ciudadanos para que avisen al teléfono 062 cuando se encuentran con situaciones o maniobras irregulares que den lugar a pensar que los conductores lo hacen bajo la influencia de drogas o alcohol, con la finalidad de poder adoptar las medidas policiales oportunas para que estos vehículos sean interceptados y comprobado si sus conductores se encuentran en las condiciones adecuadas para circular con garantías de seguridad.

Para leer más