Detenidos tres individuos cuando salían de una finca agrícola con más de una tonelada de mandarinas

Agente con mandarinas robadas
GUARDIA CIVIL
Publicado 30/10/2018 14:07:27CET

Fueron sorprendidos en la travesía de Almendricos-Lorca a bordo de un vehículo donde transportaban 25 sacos de mandarinas

MURCIA, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de la Región de Murcia ha culminado la operación 'TANGERINE', una investigación enmarcada en el 'Plan contra las sustracciones agrícolas y ganaderas', con la detención 'in fraganti' de tres personas como presuntas autoras de delito continuado de hurto, cometido en una finca agrícola de la pedanía lorquina de Almendricos.

En el vehículo en el que viajaban se incautaron 25 sacos con más de una tonelada de mandarinas, herramientas agrícolas (tijeras), indumentaria (guantes y calzado usado), así como linternas frontales, según informan fuentes de la Benemérita, que explican que desde mediados de mes, la Guardia Civil tuvo conocimiento de la comisión de varios robos de cítricos en una finca agrícola, sita en la pedanía lorquina de Almendricos, de donde se habían sustraído una cantidad indeterminada de mandarinas.

El Equipo ROCA (contra robos en el campo) mantuvo distintas entrevistas con el encargado de la finca, quien narró la consecución de hechos que se venían produciendo de madrugada, de tal forma que los asaltantes realizaban un triaje de la fruta para seleccionar la más atractiva de cada árbol, lo que hacía difícil cuantificar las pérdidas.

Los agentes realizaron un examen del terreno lo que les permitió determinar los puntos por donde podían acceder a los cultivos, así como las vías de comunicación que, supuestamente, podían ser utilizadas por los asaltantes en su huida.

La Guardia Civil dispuso entonces una serie de discretas vigilancias en la zona agrícola, complementadas con dispositivos policiales de cierre de las carreteras de acceso para evitar la fuga de los sospechosos.

La coordinación de efectivos del equipo ROCA con patrullas de seguridad ciudadana dieron su fruto la pasada semana, cuando se detectó la presencia de un vehículo, tipo monovolumen, con síntomas de ir sobrecargado, por lo que cuando circulaba por la travesía de la pedanía lorquina de Almendricos, fue interceptado.

El turismo, ocupado por tres varones, carecía de los asientos traseros, lugar que ocupaban 25 sacos de rafia repletos de cítricos. En ese acto se procedió a la detención de los sospechosos -de nacionalidad rumana y vecinos de Roquetas de Mar (Almería)- como presuntos autores de delito continuado de hurto.

La operación culminó con la recuperación de 1.090 kilos de cítricos y con la aprehensión de varios útiles supuestamente empleados para perpetrar los robos (tijeras, guantes, calzado usado y linternas frontales).

Los indicios obtenidos durante el desarrollo de la investigación han permitido averiguar que se trata de un grupo delictivo, asentado en la provincia de Almería, especializado en el robo de cítricos.

Su proximidad geográfica con fincas agrícolas murcianas les valía para desplazarse en pocos minutos hasta sus objetivos y, presuntamente, asaltar las fincas.

Más tarde regresaban a su lugar de residencia donde, supuestamente, comercializaban la fruta a través de canales irregulares de venta al por menor.

EN 2016, LA GUARDIA CIVIL YA ESCLARECIÓ 63 ROBOS DE CÍTRICOS

En 2016, la Guardia Civil desarrolló, en dos fases, la operación 'LEMON FREE' que culminó con la desarticulación de dos grupos criminales, formado por 32 personas -de nacionalidad rumana y vecinas de Roquetas de Mar (Almería)- que resultaron detenidas como presuntas autoras de 63 delitos de robo con fuerza y hurto cometidos en fincas agrícolas de Alhama de Murcia, Librilla, Totana, Águilas, Lorca, Puerto Lumbreras y Cox (Alicante). Fueron recuperadas cuatro toneladas de limones.

La operación 'TANGERINE' ha culminado con la detención de tres personas -varones, de 18, 21 y 28 años, de nacionalidad rumana y vecinas de Roquetas de Mar (Almería)- como presuntas autoras de delito continuado de hurto en una finca agrícola de la pedanía lorquina de Almendricos.

En el vehículo en el que viajaban les fueron incautados 25 sacos con más de una tonelada de mandarinas sustraídas, herramientas agrícolas (tijeras), indumentaria (guantes y calzado usado) y linternas frontales.

Los arrestados, la fruta recuperada y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 5 de Lorca (Murcia).