La presidenta de la Asamblea y coordinadora de Igualdad de CALRE da la bienvenida a los Parlamentos autonómicos

“Mujeres Y Hombres En La Economía Española”. M.ª Ángeles Durán Heras. Catedrátic
ASAMBLEA DE EXTREMADURA
Publicado 05/10/2018 9:09:37CET

MURCIA, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Asamblea Regional, Rosa Peñalver, y coordinadora del Grupo de Trabajo de Igualdad de Género de la Conferencia de Asambleas Legislativas Regionales de Europa (CALRE 2018), dará este viernes la bienvenida oficial a los presidentes y presidentas de Parlamentos autonómicos que participan en la reunión, junto a la presidenta del Parlamento de Canarias y de la Conferencia de Parlamentos autonómicos (COPREPA), Carolina Darias.

Tras la apertura oficial del encuentro de CALRE en la Asamblea Regional, que tendrá lugar en el Salón del Príncipe a las 9.30 horas, el Patio de las Comarcas acogerá una intensa jornada de trabajo, en la que las expertas en igualdad María del Mar García Calvente, Pilar Carrasquer y Sara de la Rica, analizarán las desigualdades entre mujeres y hombres atendiendo a diversos aspectos como el impacto laboral y en la salud que ejercen los trabajos de cuidados sobre la persona cuidadora, o la brecha salarial de género.

En la reunión del Grupo de Igualdad de Género de CALRE participan el presidente del Parlamento de Andalucía, Juan Pablo Durán; la presidenta del Parlamento de Canarias y presidenta de COPREPA, Carolina Darias; la presidenta del Parlamento de Cantabria, María Dolores Gorostiaga; la presidenta de la Asamblea de Extremadura, Blanca Martín; y el presidente del Parlamento de las Islas Baleares, Baltasar Picornell, según informaron fuentes de la Asamblea Regional en un comunicado.

"LA DEMANDA DE CUIDADOS CRECERÁ UN 6% HASTA 2030 EN LA REGIÓN"

María Ángeles Durán abrió anoche las jornadas de trabajo del Grupo de Igualdad de Género de CALRE 2018 con su magistral conferencia inaugural 'Mujeres y hombres en la economía española', un análisis de las aportaciones de las unas y los otros a la economía desde una perspectiva macroeconómica propuesta por Naciones Unidas, y también desde una perspectiva microeconómica más convencional.

Para Durán, la mujer tiene un papel decisivo en la economía monetarizada, que es la de los recursos escasos, como el tiempo de trabajo, que no se convierte en dinero, aunque no esté bien visualizado.

"Es un trabajo imprescindible, pero depende del peso que se le quiera dar socialmente a ese salario", según Durán, quien ha señalado que "aún no hemos llegado a un acuerdo del valor que tiene lo que no está cuantificado económicamente, lo que no tiene precio en el mercado". En concreto, señala que la carga de trabajo femenina es como mínimo una hora más diaria que la carga de trabajo masculina.

La catedrática de Sociología e investigadora del CSIC, pionera en la investigación del trabajo no remunerado en España, cerró su ponencia haciendo hincapié en la crisis del cuidado que se experimentará en las próximas décadas con motivo de la baja natalidad y el aumento de la esperanza de vida, y dejó abierta la reflexión sobre el modo en que los cambios tecnológicos y demográficos afectarán a la economía española y a las relaciones económicas entre mujeres y hombres en unos años.

"Sólo en la Región de Murcia, la demanda de cuidados va a crecer un 6 por ciento hasta 2030", puntualizó Durán, para añadir que el sistema actual de protección frente a la enfermedad y la dependencia en España "se basa principalmente en el trabajo no remunerado de las mujeres, pero esta situación resulta insostenible a medio plazo, o cuando menos es incompatible con la promesa constitucional de igualdad y con la incorporación de las mujeres al empleo".

Por ello, afirma, "hay que crear más servicios públicos a precio de mercado y hemos de redistribuir el trabajo no remunerado entre hombres y mujeres".