AMPL.- El Presidente de Cantabria defiende el Estado de las Autonomías pero cree que hay que "repensarlo"

Ignacio Diego
EUROPA PRESS
Actualizado 29/02/2012 16:42:41 CET

Afirma que si Cantabria no cumple con sus objetivos este año "asumirá su responsabilidad"

SANTANDER, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, ha opinado este miércoles que habría que "repensar" el Estado de las Autonomías, del que, sin embargo, se ha declarado "partidario", porque, a su juicio, "se han dado muchas transferencias" a las comunidades que actualmente "no son sostenibles".

En una entrevista en ABC Punto Radio, recogida por Europa Press, Diego ha apuntado que no se trata de un "problema" sólo de Cantabria sino de "todas" las comunidades autónomas.

Tras poner como ejemplo las transferencias realizadas a Cantabria en materias como la Sanidad --en la que ahora hay que reconocer ante el Parlamento 260 millones de euros de deuda farmacéutica porque el anterior Gobierno regional (PRC-PSOE) "no pudo pagar" las facturas o "no quiso hacer el esfuerzo"--, o la Justicia --a su juicio "mal negociada"--, Diego ha opinado que algunas se han convertido en un "problema añadido" porque "no son sostenibles" en las condiciones en que se hicieron.

Sin embargo, y aunque ha precisado que habría que "reformular" el Estado de las Autonomías, el presidente regional ha reconocido que en sus 30 años de existencia en España este modelo de Estado "ha posibilitado avances importantes", "progreso" y "calidad de vida" para los ciudadanos.

CADA CC.AA DEBE ASUMIR SU RESPONSABILIDAD

Diego también fue cuestionado anoche en relación a este asunto en una entrevista en 'La Brújula', de Onda Cero, en la que ha negado que "en absoluto" se trate de una "oleada de centralismo".

De hecho, Diego ha asegurado que significa "todo lo contrario" y se trata de que "cada uno", cada comunidad autónoma, "asuma su responsabilidad".

"Ahora lo fácil sería renunciar a nuestras competencias y recurrir al centralismo", ha dicho el presidente regional, quien, en cambio, ha opinado que lo que las comunidades autónomas tienen que hacer es reconocer su responsabilidad en la gestión y "cooperar" con el Gobierno central para corregir el déficit de España.

Según ha explicado, se puede hacer si, "uno a uno", los responsables de las comunidades autónomas adoptan medidas y toman decisiones, algunas "no gratas", que sirvan para "corregir el camino" emprendido en años anteriores "sin esperar" a que el Estado les "inste" a ello.

LAS EXIGENCIAS DE BRUSELAS

Durante la entrevista en el programa 'La Brújula', de Onda Cero, Diego ha explicado que el Gobierno de España aún no les ha trasladado el "máximo" de déficit público que se va a autorizar a las comunidades autónomas este año, un dato para el que aún no dispone con una "cifra exacta".

Sin embargo, ha explicado que tendrá que tener en cuenta las "exigencias de Bruselas" para el déficit de España, porque el de las comunidades autónomas "computa" dentro de él.

Durante su entrevista en ABC Punto Radio, y cuestionado por las exigencias de Bruselas a España para rebajar el déficit, el presidente regional ha explicado que "le gustaría pensar" que se suavizarán pero ha reconocido que, poniéndose en el lugar de los responsables económicos de la UE y con lo ocurrido con Irlanda, Portugal y Grecia y con los últimos datos del Ministerio de Economía sobre el déficit de las CC.AA, sería "muy reticente" a dar flexibilidad.

ASUMIRÁ SU RESPONSABILIDAD

En Onda Cero, y a preguntas del entrevistador, Diego ha afirmado que si el Gobierno de Cantabria no cumple este año los objetivos que se le marquen a la comunidad, entre otros aspectos en el del déficit, "asumirá la responsabilidad".

El presidente del Gobierno de Cantabria ha afirmado que "asume el compromiso" de hacer lo mismo que se les ha pedido a los responsables de las empresas públicas: cumplir los objetivos para hacerlas viables ya que, de lo contrario, podrían ser despedidos.

"No tengo inconveniente en hacerlo", ha dicho Diego, al ser cuestionado sobre si él mismo tomaría la decisión de dejar el Gobierno regional si, al cierre de 2012, no cumple los objetivos para la comunidad autónoma. "Tendré que hacerlo, por más que el objetivo sea complicado porque se ha acabado la fiesta".

Diego ha subrayado que, de las cuatro comunidades autónomas más incumplidoras en el déficit, tres de ellas (Cantabria, Castilla-La Mancha y Extremadura) fueron gobernadas el pasado año por el PSOE.

CANTABRIA "PODRÁ SOBREPONERSE"

Sin embargo, ha confiado en que Cantabria "podrá sobreponerse" de la situación dejada por un Gobierno PRC-PSOE "absolutamente irresponsable" gracias al Plan de Ajuste planteado por el actual Ejecutivo regional (PP).

En relación a estas medidas de ajuste, y en una entrevista en la Cope, Diego ha reconocido que "quiere pensar que va a ser suficiente" con las medidas anunciadas.

"Vamos a trabajar para que sea suficiente", ha garantizado el presidente de Cantabria, quien ha asegurado que, a través de la gestión de los gastos y del ahorro que se puede hacer "en muchísimas partidas presupuestarias" sin que se "resientan" los servicios a lo ciudadanos --"una cuestión vital que tiene que estar por delante de cualquier otra razón", ha dicho--, se va a conseguir que "sean suficientes".

Según ha apuntado en las tres entrevistas, en esta tarea sí "va a ser necesaria" la "implicación" de los empleados públicos del Gobierno de Cantabria, a los que --ha reconocido-- se les va a pedir un "sobre esfuerzo" para poder salir "todos juntos" de la actual situación.

De hecho, en la concedida a Onda Cero, Diego ha afirmado que "reconoce" el derecho de que estos trabajadores a "manifestar su descontento", si bien, ha afirmado que "ellos saben", al igual que él, que las "medidas son imprescindibles" y "hay que llevarlas a cabo".

Ha añadido que de su "complicidad" (de la de los empleados públicos del Gobierno regional) depende "buena parte de la solución". "O juntos o no lo conseguiremos", ha advertido.

En las tres entrevistas concedidas en las últimas horas tras afirmar el martes que estaba "gestionando la nada" porque Cantabria va "desnuda" porque no hay "un euro", Diego ha defendido, aunque "con matices", sus declaraciones y ha afirmado que "quizás lo oportuno sea decir las cosas como son" sin que "nadie se dedique en el desierto del Gobi a pisar brotes verdes".

Aunque ha insistido en que la situación de Cantabria es "tremendamente delicada" y "muy complicada", ha subrayado que se trata de una región "llena de potencialidades" que hay que desarrollar.