20 de febrero de 2020
 

Báñez: "La independencia real de los catalanes es el empleo"

Actualizado 18/10/2012 18:57:32 CET

REUS (TARRAGONA), 18 Oct. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha afirmado este jueves que los catalanes "necesitan empleo para tener una independencia real", y ha pedido al presidente de la Generalitat, Artur Mas, lealtad institucional y que no confunda prioridades.

"La independencia real de los catalanes es el empleo; es el que les da oportunidades para afrontar en libertad su proyecto vital", ha manifestado Báñez durante su intervención en la XI Jornada Gresol en Reus (Tarragona), donde le ha recordado a Mas que Catalunya tiene más de 800.000 parados.

Báñez ha asegurado que la Constitución de 1978 ha traído consigo una historia de éxito para España y ha reclamado a Mas que no supedite a la sociedad civil catalana a una "aventura de consecuencias impredecibles".

"Los políticos estamos para resolver problemas, no para crearlos, y para establecer las condiciones para que los ciudadanos puedan tener más oportunidades y ser plenamente independientes", ha insistido, y ha hecho un llamamiento a la sociedad civil catalana para que lidere los retos del futuro.

Ha calificado la discusión soberanista como un debate forzado que corre el riesgo de anteponer el sentimiento a la lógica y de dar prevalencia a "un tipo concreto de identidad colectiva excluyente", lo que ha asegurado que obstaculiza el desarrollo no solo de Catalunya, sino también del resto de España.

Báñez ha admitido que ha habido retrasos en los pagos a la Seguridad Social, pero ha resaltado que se ha gestionado "lo mejor posible" en coordinación con la Generalitat mediante las fórmulas de lealtad institucional.

REFORMA LABORAL

La ministra de Empleo también ha hecho referencia a la reforma laboral, y ha asegurado que las medidas de flexibilidad interna como las reducciones de jornada están dando frutos positivos y han amortiguado el incremento del paro.

Ha constatado que los expedientes de regulación de empleo (ERE) de extinción han pasado de significar un 20% del total antes de la reforma laboral a un 14% en la actualidad.

"El instrumento que tienen las empresas y los trabajadores para superar la crisis es la flexibilidad que da la reforma laboral y estamos consiguiendo que el despido pase a ser el último recurso", ha concluido.