Actualizado 26/03/2012 21:05

Cargos del PP ven en el resultado del PP andaluz un "toque de atención" de los ciudadanos a Rajoy por sus reformas

Javier Arenas Y Mariano Rajoy En Un Acto De Partido En Lucena (Córdoba)
Foto: EUROPA PRESS

Preocupación en el partido por si el Gobierno de Griñán "complica" la salida de la crisis al no cumplir el objetivo de déficit

   MADRID, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Cargos del Partido Popular consultados por Europa Press coinciden en que detrás de los resultados en Andalucía hay un "toque de atención" de los ciudadanos al Gobierno de Mariano Rajoy por las reformas que ha puesto en marcha con el arranque de la legislatura, en especial la reforma laboral y la subida del IRPF.

   Según las citadas fuentes, la subida de impuestos ha sentado mal en los votantes del PP y ha podido contribuir a "desmovilizar" a una parte de su electorado, que ha optado en esta ocasión por quedarse en casa. Por el contrario, apuntan a que la reforma laboral ha servido para "movilizar" al electorado de izquierdas, contando con el apoyo de los sindicatos.

   En las filas del PP admiten además que los socialistas andaluces han sabido exprimir al máximo el mensaje del "miedo" hablando del copago y de los posibles recortes en sanidad y educación. En este punto, hay quien reprocha al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, haber dado una baza al PSOE al introducir el tema del copago en plena campaña electoral.

NO SE HAN EXPLICADO BIEN LAS REFORMAS

   Fuentes 'populares' creen que la mayor parte de los ciudadanos comprende que España necesita reformas estructurales para salir de la crisis. Sin embargo, reconocen que el partido no se ha empleado a fondo en explicar a la gente las medidas que se están tomando para poder crear empleo, permitiendo así que cale mejor la estrategia de los socialistas.

   "Es el momento de hacer autocrítica, dar un puñetazo encima de la mesa, corregir los errores y ponerse las pilas", resume un miembro de la dirección, que alerta de la posibilidad de que el "mazazo" que se ha producido ahora pueda llevar a perder el Gobierno en Galicia dentro de un año.

   Así, muchos hacen hincapié en que si los comicios del 25 de mayo ya han mostrado el "rápido desgaste" del Gobierno de Rajoy en apenas tres meses, las medidas de ajuste que se van a tomar este año --en especial los recortes de los Presupuestos-- pueden perjudicar la mayoría absoluta de la que goza Feijóo en la Xunta. Eso sí, no creen que el jefe del Ejecutivo vaya a cambiar sus planes porque "las medidas son las que hay que tomar", aducen en el PP.

   Aparte de las reformas del Gobierno, varios cargos consultados por Europa Press opinan que al analizar el resultado no se pueden olvidar otras factores, como el "clientelismo" que hay en Andalucía después de 30 años de gobierno socialista o la "idiosincrasia" de muchos andaluces que, argumentan las citadas fuentes, quieren "seguir viviendo del PER y los subsidios de desempleo". "Por eso incluso en las actuales circunstancias adversas, con el escándalo de los ERE, el PSOE ha mantenido el tipo", declara un parlamentario.

AUGURAN "INESTABILIDAD" EN ANDALUCÍA

   No obstante, muchos de los consultados subrayan que no es el día para convertir una victoria en una derrota. No en vano afirman que el líder del PP andaluz ha ganado las elecciones aunque no pueda gobernar. En este sentido, coinciden en destacar el buen trabajo que ha realizado Arenas --un "animal político", en palabras de un dirigente-- y creen que no debe tirar la toalla en este momento sino "aguantar" a la espera de ver cómo evoluciona la situación económica en esta comunidad.

   "Andalucía, empujada por IU, puede entrar en 'default' como Grecia y complicar la salida de España de la crisis económica. Andalucía se va a separar del resto de comunidades", sostiene un consejero autonómico del PP, que ve un futuro incierto en esta comunidad que puede llevar a Griñán a no agotar la legislatura.

   En este sentido, algunos cargos del PP piensan que con una "situación de inestabilidad" como la que a su juicio se abre ahora en Andalucía, Arenas podría jugar un papel importante y tener una nueva oportunidad, sobre todo, dicen, porque no se sabe si Griñán podrá aguantar por un lado, las presiones del Gobierno central para que cumpla el déficit, y por el otro, las de IU para mantener intactas las políticas sociales, que podrían arruinar el compromiso de consolidación fiscal. Además, en el PP recuerdan que aún no se sabe dónde va a llevar el caso de los ERE al candidato del PSOE-A.

   En esta tesitura, hay opiniones divergentes a la hora de hablar del futuro de Arenas. Hay quienes lo ven fuera de la primera línea de la política y ven complicado que Rajoy lo reclute para formar parte de su equipo de gobierno. Otros, por el contrario, dan por seguro que continuará en Andalucía hasta que el jefe del Ejecutivo lo llame en su primera crisis de gobierno porque "le debe mucho", ya que "convenció" a Francisco Camps hace cuatro años para apoyar a Rajoy tras la derrota electoral de 2008.

   En clave interna, la mayoría de los consultados ven complicado que Arenas --ocupa la vicesecretaria de Política Territorial-- pueda asumir más poder en el seno del PP, sobre todo teniendo en cuenta que el congreso del partido se celebró hace poco más de un mes. "No creo que Rajoy le vaya a nombrar ahora coordinador", dice un miembro de la Ejecutiva.