Publicado 26/06/2020 16:11:49 +02:00CET

España mantiene a su ministra de Exteriores como potencial aspirante a la OMC

La ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero, a su llegada a la rueda de prensa tras la celebración de un Consejo de Ministros extraordinario, en Moncloa, Madrid (España), a 26 de junio de 2020.
La ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero, a su llegada a la rueda de prensa tras la celebración de un Consejo de Ministros extraordinario, en Moncloa, Madrid (España), a 26 de junio de 2020. - EUROPA PRESS/E. Parra. POOL - Europa Press

MADRID, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno mantiene viva la opción de presentar a la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, como aspirante a dirigir la Organización Mundial del Comercio (OMC), candidatura que ha de formalizar en todo caso no más tarde del 8 de julio.

"Este Ejecutivo va a intentar que cuantos más españoles en el marco europeo e internacional ocupen posiciones de relevancia mucho mejor para el prestigio de nuestro país y el funcionamiento de esas instituciones", ha afirmado la ministra de Hacienda y portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, que se ha referido a la jefa de la diplomacia española como "una magnífica candidata" a la OMC.

Al mismo puesto aspira el comisario europeo de Comercio, Phil Hogan, y eso hace pensar al Gobierno español que Irlanda ha podido presentar un rival a la candidatura de Nadia Calviño al Eurogrupo, el ministro Paschal Donohoe, como baza de negociación para forzar la retirada de Laya en la carrera a la OMC.

Sin embargo, fuentes del Ejecutivo de Pedro Sánchez consultadas por Europa Press desvinculan una cosa de la otra y sostienen que España debe aspirar a todos aquellos puestos internacionales para los que tenga sólidos candidatos, como es también el caso del ministro de Ciencia, el astronauta Pedro Duque, para dirigir la Agencia Espacial Europea.

Montero ha admitido que el Gobierno es "consciente" del papel que juegan los distintos "equilibrios" (geográficos, políticos y de género) cuando se trata de elegir los puestos de dirección en los organismos internacionales, pero ha confirmado el "interés" de España de situar a cuanto más españoles, y preferentemente mujeres, "mejor" para el país y para "el conjunto de las mujeres" que aspiran a ocupar posiciones que hasta el momento han estado reservadas para los hombres.

Calviño no es sólo la única mujer entre los tres candidatos, lo es también entre todos los ministros económicos de la zona euro, después de que hace poco dimitiera su colega finlandesa y fuera sustituida por un hombre.

La primera votación sobre los tres candidatos a presidir el Eurogrupo --también se ha presentado el ministro luxemburgués de Finanzas, Pierre Gramegna-- tendrá lugar el 9 de julio, por lo que España aún tendría margen para renunciar a presentar a Laya a la OMC si considera que ese gesto es crucial para asegurar la presidencia del Eurogrupo para Calviño.
Al Gobierno le interesa más el Eurogrupo que la OMC, pero hoy por hoy no renuncia a nada.

Calviño esperó hasta el último día para formalizar su candidatura al Eurogrupo, que en Bruselas se daba por hecho al considerarla clara favorita. La ministra de Economía se disponía a dar un paso en adelante sólo si contaba con garantías de salir elegida, pero el hecho de que cuente con otros dos rivales demuestra que la elección está más abierta de lo que se esperaba.

Contador

Para leer más