Actualizado 19/12/2012 21:51 CET

El Gobierno vasco pide una relación bilateral y "respetuosa" con Educación para tratar la reforma

Advierte de que no aceptará cambios "a peor" para el euskera y acusa al Ejecutivo Rajoy de plantear un problema "donde no existía"

BILBAO, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Educación, Política Lingüística y Cultura del Gobierno vasco, Cristina Uriarte, ha reclamado una relación bilateral entre la administración española y la vasca en materia educativa, y "respetuosa con las competencias y la especificidad del sistema educativo vasco: respeto a la legislación y a la normativa vasca, en general, y a la normativa lingüística, en particular".

Asimismo, ha pedido una relación "no discriminatoria, de tal manera que el castellano no esté a un nivel superior al de las lenguas cooficiales, incluida la vasca" y una autonomía real para adoptar sus propias "recetas: las medidas más adecuadas para el avance, y no retroceso, para la mejora continua y la búsqueda de la excelencia del sistema educativo vasco".

Uriarte ha hecho estas manifestaciones durante su intervención este miércoles, en representación del Ejecutivo autonómico, en la reunión convocada en Madrid por el ministro de Educación, José Ignacio Wert, con los consejeros de este ámbito de las comunidades autónomas en la Conferencia Sectorial de Educación, para acercar posiciones sobre el anteproyecto de Ley de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE).

En cuanto a las medidas propuestas en el texto de Wert, Uriarte ha denunciado que jerarquiza las lenguas y el euskera "no puede estar subordinado al castellano". "No aceptamos cambios a peor, cuando lo que necesitamos es lo contrario para el euskera", ha dicho.

CONOCIMIENTO DE AMBAS LENGUAS

A su juicio, el texto debe prestar especial cuidado a la consecución del objetivo del conocimiento de ambas lenguas, y, "en cambio, se empeña en regular la proporción de cada lengua vehicular, esto es, el medio de aprendizaje y no el objetivo".

Para el Gobierno vasco, cada Administración educativa debe determinar la lengua o las lenguas vehiculares de su sistema educativo, en atención a su realidad sociolingüística y a su estado de normalización lingüística.

La responsable vasca de Educación ha criticado que el Ejecutivo Rajoy no asume como lenguas del Estado las lenguas que no sean el castellano. "Para ustedes, las lenguas cooficiales son un elemento añadido, siempre y cuando no se perjudique al castellano. No nos establezca una relación de superioridad. Queremos una relación de convivencia, no una relación de mera coexistencia", ha destacado.

Según ha expuesto, el anteproyecto de Wert "solamente repara en la imposibilidad de excluir al castellano, y se olvida de citar la imposibilidad de excluir la lengua cooficial". "De todos modos, en el sistema educativo vasco, de facto, se imparte en castellano incluso en el modelo D, puesto que la lengua vehicular de la asignatura lengua y literatura vasca, es el castellano", ha explicado.

MODELO D

Además, ha precisado que "ni siquiera con la proporción establecida en el modelo D (modelo en el que se imparte en euskera salvo la Lengua y Literatura Castellana y en su caso lengua extranjera), se adquiere siempre el conocimiento de euskera requerido sobre todo, en los núcleos de mayor población".

En cambio, en castellano, el mismo alumnado, está obteniendo unos resultados por encima de la media española. "Y, si no obtuviera un resultado adecuado, tomaríamos las medidas adecuadas", ha aseverado.

Por ello, ha reprochado al Ejecutivo central que plantee un problema "donde no existía (priorizar el castellano), y, sin embargo, no aportan ninguna solución a nuestra verdadera necesidad". "No aceptamos cambios a peor para el euskera", ha advertido.

La consejera vasca ha pedido un cambio "a mejor", para lo que ha reclamado una relación "de igualdad, sin subordinación del euskera respecto al castellano, sin excluir el castellano, pero tampoco jerarquizando las lenguas, como se hace en el anteproyecto, porque el euskera no está por debajo del castellano".

ESPECÍFICA A TRONCAL

"Para un acomodo, para una cohabitación, sin subordinación, usted haría una contribución enorme si la lengua y literatura cooficiales pasan del bloque de específicas a troncales", ha señalado a Wert.

Además, le ha instado a dar pasos para garantizar el plurilingüismo en el Estado, mediante una disposición que permita al alumnado experimentar un acercamiento a otras lenguas cooficiales, "incluso es posible incluir una materia o parte de ella, donde se explique la diversidad lingüística del Estado, el cual, siendo plurilingüe, en la práctica funciona como si fuera monolingüe".

Uriarte ha pedido un respeto a la realidad de Euskadi, con competencias exclusivas en materia educativa, frente a la "invasión competencial y la recentralización que se plantea". Para ello, considera necesario modificar la redacción del "Artículo 6 bis. Distribución de competencias".

LENGUA PROPIA

Según ha señalado, "tenemos dos lenguas oficiales y una lengua y literatura propias, que deben estar al mismo nivel que la lengua y literatura castellana".

En cuanto a las evaluaciones finales, ha rechazado que se establezcan al final de cada ciclo educativo y respecto a la diferenciación de las enseñanzas, considera que el tipo de enseñanzas en 4º ESO es "un error". "Hay que buscar soluciones dentro del grupo, sin separar al alumnado en dos itinerarios diferentes", ha indicado.