González Pons asegura que el PP ofrecerá su apoyo "firme y sin fisuras" a Corbacho frente a las propuestas de De La Vega

Actualizado 06/09/2008 16:05:41 CET

VALENCIA, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

El vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, aseguró hoy que su partido ofrecerá apoyo "firme, seguro, claro, sin fisuras y, si es preciso, con trascendencia parlamentaria" al ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, frente a "la imposición de la inmigración masiva" que, en opinión de González Pons, está detrás propuestas de la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega.

El dirigente popular, que realizó estas declaraciones en una rueda de prensa celebrada en Valencia, explicó que en el Ejecutivo central existen "dos posturas irreconciliables en materia de empleo, de lucha contra el desempleo y de lucha a favor de las víctimas del paro".

Al respecto, indicó que, por un lado, Corbacho "está dispuesto, aun sin consensuar, de una manera un poco balbuceante, a poner sentido común en la política de inmigración del Gobierno", mientras que, por otro lado, María Teresa Fernández de la Vega "lo mismo que manda callar a la presidenta del Tribunal Constitucional, manda callar al ministro de Trabajo".

"No queremos que De la Vega vuelva a traer las políticas de inmigración de la pasada legislatura", subrayó González Pons, quien incidió en que al PP le gustan "las políticas de inmigración sensatas, que había empezado a apuntar el ministro Corbacho".

Por este motivo, manifestó que si el ministro de Trabajo "le pide ayuda al PP para mantenerle el pulso a Fernández de la Vega y para no arrugarse ante la imposición de la inmigración masiva que hay detrás de las propuestas de De la Vega, incluso parlamentariamente el PP está dispuesto a salir en auxilio del ministro", apostilló.

Para Esteban González Pons, Corbacho es "un ministro que dice cosas sensatas y que, por lo visto, cuenta con algún apoyo más en el Gobierno". Asimismo, valoró que el titular de Trabajo esté "enfrentándose a la insensatez de José Luis Rodríguez Zapatero en los últimos años".