Actualizado 31/10/2018 10:17 CET

Sánchez insinúa que los "favores" que debe Casado a Cospedal le impiden romper con el "pasado turbio" del PP

413038.1.500.286.20181031092241
Vídeo de la noticia

MADRID, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asegurado este miércoles que los "favores" que debe el líder del PP, Pablo Casado, dentro de su partido le impiden "romper" con el "pasado más turbio" del Partido Popular y "abrir de una vez por todas las regeneración" en esa formación.

"¿Qué favores debe usted a algún diputado o diputada de su grupo parlamentario para no luchar contra la corrupción y abrir de una vez por todas la regeneración en el PP?", ha preguntado Sánchez. Casado llegó a la Presidencia del Partido Popular el pasado mes de julio gracias a los apoyos de Cospedal, que perdió las primarias del PP en primera vuelta.

En la sesión de control al jefe del Ejecutivo ha afirmado que Casado "no entiende el origen" de la moción de censura porque, según ha explicado, se formó una mayoría parlamentaria en contra del Gobierno de Mariano Rajoy por no "asumir su responsabilidad en los casos de corrupción" que atenazaban al Partido Popular.

"Ésa es la explicación que hay detrás de la moción de censura. Y la pregunta que hay que hacer es: si fue la corrupción la que les hizo perder el poder qué está haciendo usted para regenerar al partido que dirige", ha preguntado a Casado, en un momento en que el foco está puesto en Cospedal tras filtrarse las grabaciones del excomisario José Manuel Villarejo.

CASADO PIDE ROMPER CON LOS INDEPENDENTISTAS

Tras asegurar que Sánchez ha demostrado que "el traje de presidente le queda grande", ha afeado al presidente del Gobierno que anunciara a "bombo y platillo" que iba a romper relaciones con el PP, después de que le acusaran de ser "responsable" del "golpe de Estado" que se está produciendo en Cataluña.

Según ha añadido, el PP le puso delante de su propio espejo "cóncavo que refleja un esperpento" porque España está "en manos de los independentistas", de los que "defienden a Batasuna" y "asesoran a la dictadura chavista". "En vez de hacer algo, sigue bailando su música porque sabe que si no baila su música le quita su escaño azul", ha enfatizado.

Por todo ello, Casado ha pedido a Sánchez que se deje de "victimismo hipócrita" porque el Gobierno socialista es el "caballo de Troya por el que el independentismo se infiltra en las estructuras del Estado".

Por todo ello, ha emplazado a Sánchez a "romper" con sus socios independentistas y recuperar el "sentido de Estado". Es más, le ha avisado que no se puede "cabalgar un tigre" ni se debe "cebarlo a la vista de todo el mundo", máxime cuando ese tigre no se va a convertir en "vegetariano" y "a lo mejor" lo acaba "devorándolo".

Casado además ha recriminado a Sánchez que permita que se "negocien los presupuestos en una cárcel" y ha dicho que "solo espera" que Ciudadanos "no permita que se facilite la tramitación de unas cuentas públicas, que serían la semilla de la recesión en España".

SÁNCHEZ: "LA RADICALIDAD LE LLEVARÁ A LA MARGINALIDAD"

En su réplica, Sánchez ha afirmado que "lo único" que pide al Partido Popular es la "misma lealtad" que tuvo el PSOE con Mariano Rajoy cuando estaban en la oposición y ha acusado a Casado de seguir "empeñado en el extremismo".

Es más, le ha avisado que esa "radicalidad" le llevará a la "marginalidad electoral" y ha añadido que ya que Casado habla de "romper", debería hacerlo con la "estrategia de obstrucción parlamentaria" para debatir sobre la Ley de Estabilidad Presupuestaria o con aquellos que le están "obligando a volver a los peores momentos del PP", utilizando "de nuevo" a Cataluña y el "agravio territorial".

"Tenga usted lealtad de Estado", ha aseverado, para pedirle que no haga oposición al Estado sino al Gobierno. Y ha puesto broche final a su intervención animando a Casado a "romper" con el "pasado más turbio del PP" en materia de corrupción.

COSPEDAL, AUSENTE DEL PLENO

A la salida del Pleno del Congreso, Casado ha salido a toda prisa y ha evitado responder a las preguntas de los periodistas acerca de si apoya a Cospedal. Se ha limitado a decir que este jueves ofrecerá una rueda de prensa.

Cospedal, que este miércoles ha estado ausente de la sesión de control, quitó anoche hierro a los audios que se han conocido alegando que no cree que tengan "más trascendencia". Además, dijo sentirse "absolutamente respaldada" por su partido.