UP y PSOE pactan cambios para proteger la protesta pacífica ante el nuevo delito de desórdenes públicos

El líder de Unidas Podemos en el Congreso, Jaume Asens, durante una rueda de prensa, en el Congreso de los Diputados, a 9 de diciembre de 2022, en Madrid (España).
El líder de Unidas Podemos en el Congreso, Jaume Asens, durante una rueda de prensa, en el Congreso de los Diputados, a 9 de diciembre de 2022, en Madrid (España). - Jesús Hellín - Europa Press
Publicado: viernes, 9 diciembre 2022 11:41

Aprovechan para elevar también las penas para empresarios que reiteradamente no respeten los derechos laborales

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

Unidas Podemos ha alcanzado un acuerdo con el PSOE para modificar su iniciativa conjunta de reforma el de desórdenes públicos agravados y que el nuevo artículo 557 bis del Código Penal no sirva de excusa para perseguir la protesta social, remarcando que solo se aplicará en el caso de que concurra violencia e intimidación.

De esta forma, los morados consideran que se blinda la movilización civil pacífica en el nuevo tipo de desórdenes públicos agravados, incluido en la reforma para derogar el delito de sedición, si bien aspiran incluso a potenciar más las garantías a la protesta y mantienen abierta la negociación con los socialistas.

También se modificará el artículo 311 para potenciar los derechos de los trabajadores y evitar que los incumplimientos reiterados de la legislación laboral no queden impunes, con elevación de penas para empresarios que incurran en estos supuestos con vistas a reforzar los derechos de los trabajadores.

Así lo ha indicado en sendas ruedas de prensa el presidente del grupo parlamentario confederal en el Congreso, Jaume Asens, el portavoz del grupo, Pablo Echenique, y la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, en un mensaje en redes para detallar las enmiendas que, junto al PSOE, han pactado de cara al proyecto legislativo que se tramita en el Congreso.

Los dos dirigentes de Unidas Podemos han explicado que era un pacto necesario "blindar" del derecho de manifestación dado que estaban "preocupados" por la afectación que podía tener la puesta en marcha de los nuevos desórdenes públicos. Y aunque han admitido que quieren avanzar más y que ven predisposición en el PSOE para ello, también son conscientes de la correlación de fuerzas dentro de la coalición, donde son el socio minoritario.

De esta forma, para los desórdenes públicos agravados se estipula una serie de características como la presencia de violencia e intimidación para atentar contra la "paz pública", que para las dos formaciones aporta mayor precisión y ayudan a distinguirlo de otros delitos. También de otros comportamientos amparados por los derechos fundamentales de reunión y de libertad de expresión, de aquellas acciones destinadas a "poner en peligro la paz y tranquilidad públicas".

NO SE LIMITARÁ LA PROTESTA SOCIAL

En cuanto a la protesta social, Asens ha subrayado que el artículo 557 bis fue aprobado por el PP en 2015, con el voto en contra de su formación y el PSOE, y que en la práctica era una puerta abierta para ir contra la "protesta pacífica".

Por tanto, con las enmiendas se deja un tipo básico de desórdenes públicos que contemplan ataques de relevante entidad, pero se aboga por derogar también este 557 bis, que castiga diversos supuestos de alteración de la paz pública, y se sustituye por una nuevo.

Ahora, y según estas enmiendas, se establecen diferencias de varias modalidades, "tanto por la entidad de la finalidad perseguida en el ataque, como por la gravedad de empleados, con violencia o intimidación o sin ellas, y siempre que se trate de un sujeto activo plural", con vistas a escalonar "distintas penalidades" de forma proporcional.

De esta forma, Asens ha explicado que aunque aspiraban a derogar totalmente esta disposición, han conseguido ya consensuar con su socio un retoque del texto para "no perseguir acciones de protesta sin violencia e intimidación". Y es que en el articulado actual genéricamente se alude a penas de un año a seis cuando se altere la convivencia pública en manifestaciones o reuniones.

ENMIENDA PENSANDO EN ACCIONES DE LA PAH

Por ejemplo, se establece un redactado específico para las protestas protagonizadas por colectivos como la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH) cuando ocupan temporalmente una entidad bancaria para sus acciones reivindicativas.

Y específicamente establecen que los que "actuando en grupo y sin estar comprendidos en el artículo anterior invadan u ocupen, contra la voluntad de su titular, el domicilio de una persona jurídica pública o privada, un despacho, oficina, establecimiento o local, aunque se encuentre abierto al público, y causen con ello una perturbación relevante de la paz pública y de su actividadnormal, serán castigados con una pena de prisión de tres a seis meses o multa de seis a doce meses, salvo que los hechos ya estuvieran castigados con una pena más grave en otro precepto de este Código".

En el plano genérico, la reforma diferencia varias modalidades, tanto "por la entidad de la finalidad perseguida en el ataque, como por la gravedad de los medios empleados, con violencia o intimidación o sin ellas, y siempre que se trate de un sujeto activo plural". Por consiguiente, y con carácter general, resulta "pertinente escalonar distintas penalidades de modo que resulten en abstracto y en concreto proporcionadas a estos parámetros".

Por otro lado, Echenique ha explicado que se ha avanzado para proteger el "derecho constitucional a la protesta pacífica" y que el nuevo delito de desórdenes público no limite el ejercicio de la manifestación y movilización.

SIGUEN PENSANDO QUE HAY "SOMBRAS" Y PUNITIVIDAD "EXCESIVA"

Mientras, Asens ha explicado que se elevan penas para empresarios que de forma sistemática incumplen la legislación laboral y evitar que, como a su juicio ocurre ahora, se vayan de "rositas" dado que les "compensa pagar la multa que cumplir la legalidad".

De nuevo sobre las implicaciones a la protesta social, el dirigente de En Comú Podem ha señalado que hay aspectos que les sigue sin gusta, que todavía se mantiene una "punitividad excesiva" en algunas situaciones y que a pesar del acuerdo quedan "sombras" dentro del Código Penal, dado que son partidarios de que se persigan como desórdenes públicos agravados situaciones de "grave y especial violencia".

Fuentes del espacio confederal han recalcado que la redacción del artículo 557 bis de 2015 prácticamente desaparece y se rellena en la práctica con otras secciones asociadas a este tipo penal, con una negociación compleja dado el PSOE barajó una redacción previa que, a su juicio, suponía endurecer incluso este apartado respecto al texto del PP.

De esta forma, era conveniente diferenciar los que es una protesta de la PAH en las inmediaciones de una oficina bancaria de ocupar, por ejemplo, dependencias aeroportuarias durante varias horas. Por tanto, queda más claro la situaciones de protestas social y recalcan que a los sindicatos también estaban preocupados por la definición final de los desórdenes públicos.