Publicado 23/08/2018 10:01CET

Detenidos en Sunbilla y Aibar por delitos contra la seguridad vial

Pistola simulada y anfetaminas incautada.
POLICÍA FORAL

El joven de Sunbilla portaba una pistola simulada, dio positivo en drogas y se le intervino una bolsa con anfetaminas

PAMPLONA, 23 Ago. (EUROPA PRESS) -

Agentes de Policía Foral adscritos a la comisaría de Elizondo, en colaboración con miembros del Grupo de Guías Caninos, han investigado a un vecino de Irún de 29 años como presunto autor de un delito contra la seguridad vial.

Los agentes, que realizaban un control de Seguridad Ciudadana, observaron un vehículo que circulaba a gran velocidad por la N-121-A. Procedieron a darle el alto y al comprobar la documentación del conductor, comprobaron que carecía de permiso. Además, los policías sospecharon que podía haber consumido algún tipo de sustancias estupefacientes, por lo que le sometieron al test de drogas, que arrojó un resultado positivo en anfetaminas y metanfetaminas, ha informado la Policía Foral en una nota.

Por último, en el interior del vehículo (que carecía de seguro y circulaba con la ITV desfavorable) los policías encontraron 15 gramos de anfetaminas y una pistola que simulada. Por todo ello, se le investiga como presunto autor de un delito contra la seguridad vial (carecer de permiso) y se le ha denunciado por infracciones a la normativa de tráfico (conducir habiendo consumido sustancias estupefacientes, carecer de seguro obligatorio, ITV desfavorable), seguridad ciudadana (tenencia de drogas) y al Reglamento de Armas. Se ocupa de las diligencias el Juzgado de Instrucción número 5 de Pamplona.

La segunda detención se produjo recientemente por agentes de la Comisaría de Sangüesa, al recibir un aviso del Centro de Mando y Coordinación de Policía Foral, para acudir a Aibar con motivo de las fiestas patronales.

En el lugar de los hechos se encontrada el alertante, que explicó a los agentes que una joven de 30 años bajo los efectos del alcohol pretendía coger un turismo y conducirlo. Los policías se entrevistaron con la mujer, vecina de Málaga, y le explicaron que si circulaba el vehículo influenciada sería detenida por un delito contra la seguridad vial.

Los agentes continuaron con el servicio y en un momento dado, vieron pasar el turismo conducido por la joven, que llevaba a otras tres personas más. El coche fue interceptado en lo que se conoce como la subida al alto de Aibar. Se le realizaron las pruebas de alcoholemia dando como resultado una tasa de delito.

Los policías procedieron a la detención y traslado a dependencias policiales de la comisaría de Sangüesa y posteriormente la pusieron a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Aoiz.

Para leer más