Empleados del CHN critican el servicio de Mediterránea de Catering

Actualizado 05/02/2013 13:29:18 CET
Actualizado 05/02/2013 13:29:18 CET

Empleados del CHN critican el servicio de Mediterránea de Catering

"Sin la calidad mínima exigible"

EUROPA PRESS

Emplazan a Barcina y a Vera a aclarar ante la opinión pública "cómo hemos torpedeado los empleados a la empresa"

PAMPLONA, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

Trabajadores del Complejo Hospitalario de Navarra (CHN) han criticado que "hasta ahora" la empresa Mediterránea de Catering, que se encarga del nuevo servicio de comidas del hospital, "lo único que ha demostrado es su incapacidad para gestionar el servicio de cocinas con la funcionalidad y la calidad mínima exigibles".

Así lo ha señalado este martes en rueda de prensa Iban Irisarri, que ha sido el encargado de dar lectura a un comunicado, en representación de los trabajadores, en una comparecencia pública celebrada ante las puertas del edificio materno-infantil del antiguo Hospital Virgen del Camino, en la que han participado más de medio centenar de empleados del CHN.

Según ha expuesto, desde el día 21 de enero, primer día que Mediterránea de Catering se hizo cargo de la gestión del servicio, los trabajadores "hemos sido insultados, calumniados, presionados y coaccionados, tanto en nuestros puestos de trabajo como públicamente en declaraciones realizadas por los representantes de la empresa, altos cargos del SNS y la propia presidenta del Gobierno".

En su opinión, han recibido estas "calumnias" en "un intento desesperado por justificar el caos organizativo y las deficiencias en la seguridad y la calidad alimentaria que ha supuesto el desmantelamiento del servicio de cocinas público y su privatización mediante la contrata con la empresa Mediterránea de Catering".

Tras subrayar que los empleados "no esperábamos que ningún alto cargo del SNS o el Gobierno salieran en defensa de los trabajadores", Irisarri ha criticado que tanto la consejera de Salud, Marta Vera, como la presidenta Barcina, "lo único que están demostrando" en este tema es su "capacidad para mermar la funcionalidad y la calidad del sistema sanitario público hasta parámetros no conocidos".

Por ello, ha emplazado a los altos cargos del SNS, así como a Vera y a Barcina, a "aclarar a la opinión pública de qué manera los trabajadores del CHN hemos torpedeado el trabajo de la empresa" y ha instado, además, a los representantes de Mediterránea de Catering a aclarar "qué sabotajes han sufrido".

Además, Irisarri ha pedido a la empresa que "aclare qué trabajador ha sido el causante de que en una planta faltaran 20 cenas, que no se hayan tenido en cuenta las patologías, que algunos pacientes se hayan quedado sin cenar o que las bandejas con las comidas quemen".

LOS EMPLEADOS "NO SE HAN NEGADO" A REALIZAR SU TRABAJO

El trabajador del CHN ha defendido en todo momento que los empleados "no se han negado a realizar ninguna función de las que hacían" hasta la puesta en marcha del nuevo servicio de comidas y ha incidido en que "a lo que nos negamos es a realizar funciones que no nos corresponden". "Nos hemos negado a hacer más trabajo del que estábamos haciendo hasta ahora", ha zanjado.

Por último, ha remarcado que "todos los trabajadores del CHN lo son tras superar unas pruebas y han demostrado durante años su capacidad y eficiencia, mientras que los altos cargos del SNS y el Departamento de Salud ocupan sus cargos con el único mérito de ser de la confianza de un político".