Actualizado 02/12/2010 20:24 CET

Entra en servicio la variante de Lodosa que absorberá en torno a 5.600 vehículos diarios

Momento del corte de la cinta sobre la nueva variante de Lodosa.
EP/GOBIERNO DE NAVARRA

PAMPLONA, 2 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Navarra ha puesto este jueves en servicio la variante de Lodosa, una actuación incluida en el Plan Navarra 2012, y que absorberá en torno a 5.600 vehículos diarios, de los que un 10 por ciento se estima que serán pesados.

El acto de inauguración de la nueva variante de Lodosa ha estado presidido por la consejera de Obras Públicas, Transportes y Comunicaciones del Ejecutivo foral, Laura Alba, quien ha estado acompañada por el alcalde del municipio, Jesús Maria García, y el alcalde de Sartaguda, José Ramón Martínez.

Durante su intervención, la consejera Alba ha destacado que la puesta en servicio de la nueva variante va a suponer "una importante mejora en cuanto a seguridad", ya que, según ha indicado, "se prevé que absorba un importante volumen de tráfico, en torno a 5.600 vehículos diarios, de los que un 10% se estima que serán pesados, desviándolos del casco urbano de Lodosa".

Así, ha valorado el "el importante impacto" que está suponiendo la ejecución de las variantes del eje del Ebro (NA-134), "tanto en su entorno más cercano, como en toda la Comunidad foral, mejorando la seguridad, facilitando los desplazamientos y contribuyendo al dinamismo de nuestra economía".

En este sentido, la consejera ha destacado "la responsable planificación" con la que se ha trabajado desde el Ejecutivo foral a la hora de programar la inversión de las distintas infraestructuras, "que nos permite en este momento de crisis actual, continuar con la ejecución de las obras públicas en Navarra, mientras que en el panorama nacional se ha producido una paralización generalizada de la obra pública por una gestión deficiente, tanto en actuaciones del Ministerio de Fomento, como de otras comunidades autónomas".

Las obras de la nueva variante de Lodosa, que han contado con un presupuesto de adjudicación de 14.044.634 euros, han consistido por un lado, en la ejecución de un nuevo trazado por la zona norte del municipio, que permite la conexión de la carretera NA-129, Acedo-Lodosa, con la carretera NA-134 Eje del Ebro; y por otro, en el ensanchamiento y mejora de la carretera NA-6221, Lodosa-Sartaguda.

El conjunto de la obra tiene una longitud de 12,22 kilómetros, de los que 5,45 kilómetros corresponden a la nueva variante y 6,77 kilómetros al ensanche y mejora de la NA-6221.