Publicado 30/06/2021 11:12CET

El Parlamento foral concluye un "muy intenso" curso con 2.867 iniciativas presentadas, 1.153 más que el anterior

Archivo - El Presidente del Parlamento, Unai Hualde
Archivo - El Presidente del Parlamento, Unai Hualde - Eduardo Sanz - Europa Press - Archivo

Hualde espera que en septiembre se retomen los plenos con todos los parlamentarios a la vista de la evolución epidemiológica

PAMPLONA, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento de Navarra finaliza un "muy intenso y productivo" periodo de sesiones, nuevamente marcado por el Covid-19 y en el que se han contabilizado 2.867 iniciativas, 1.153 más que el curso anterior.

Así lo ha destacado el presidente del Parlamento foral, Unai Hualde, en una rueda de prensa que ha ofrecido este miércoles para presentar la Memoria de Actividades 2020-2021 del Legislativo.

En lo político, Hualde ha destacado que el Gobierno foral "ha sido capaz, a través del diálogo y la búsqueda de acuerdos, de consolidar lo trabajado en el primer año para aprobar cuestiones fundamentales" como la ley de Presupuestos o los decretos de medidas para hacer frente a la pandemia.

"Ha sido un curso parlamentario con mucha actividad que ya venía precedido de un periodo estival en el que el Parlamento permaneció hábil con la celebración de varios plenos, comisiones y Mesa y Junta relacionadas con medidas para luchar contra la Covid", ha remarcado.

En cuanto a la actividad legislativa y de control, Hualde ha detallado que en este curso se han aprobado 20 leyes forales, dos menos que el anterior. De ellas, 14 eran proyectos de ley remitidos por el Gobierno y otras seis proposiciones de ley foral presentadas por los diferentes grupos parlamentarios.

Además, se han convalidado 10 decretos ley foral, frente a los cinco del año anterior. Todos ellos, salvo dos, estaban relacionados con medidas para combatir la crisis sanitaria.

En este periodo de sesiones se han realizado 2.867 iniciativas, frente a las 1.695 del curso anterior, que estuvo marcado por el confinamiento más duro de la pandemia.

En cuanto a la función de impulso y control de Gobierno, en este curso se han presentado 38 interpelaciones, 951 preguntas, 1.259 peticiones de información y 166 mociones. Además, se han solicitado 198 comparecencias de los miembros del Gobierno y otros cargos, se han realizado 123 solicitudes de sesiones de trabajo y las comisiones del Parlamento han realizado 25 visitas.

Igualmente, la Junta de Portavoces ha aprobado 74 declaraciones institucionales, que desde este periodo de sesiones requieren de unanimidad del conjunto de grupos para poder ser aprobadas. Y ha habido 515 sesiones de los órganos de la Cámara.

En cuanto a la actividad institucional, tras el parón por el confinamiento, se ha continuado con las actividades para acercar la institución a la ciudadanía, "conciliando las garantías sanitarias con una intensa agenda de conmemoraciones, exposiciones o conferencias".

Se trata de unas cifras que, a juicio de Hualde, ponen de manifiesto que se ha tratado de un año "muy intenso, con una gran actividad repitiendo la tónica del periodo anterior", ya que "el año pasado durante los meses de confinamiento el Parlamento de Navarra fue una de las cámaras con mayor actividad". Una dinámica, ha agregado, que "ha continuado con el periodo de sesiones que ahora terminamos".

Asimismo, Hualde ha comentado que la evolución epidemiológica y el avance de la vacunación "apunta a que pueda ser posible" retomar en septiembre los plenos con la presencia de todos los parlamentarios. "Si todo va como debiera parece que en septiembre se pueda volver a la presencialidad", ha planteado.

En cualquier caso, ha remarcado que "presencial o no presencialmente lo que ha habido es un intenso trabajo de los parlamentarios". "La pandemia nos ha obligado al conjunto de organizaciones a otras formas de trabajo, pero no tengo duda de la necesidad del trabajo de todos y cada uno de los parlamentarios", ha subrayado.

MODIFICACIÓN DEL REGLAMENTO

Por otro lado, el presidente de la Cámara foral ha destacado que en este periodo se ha activado una ponencia para adecuar el reglamento del Parlamento, una ponencia que "sigue trabajando y que lo continuará haciendo en el próximo periodo de sesiones para aprobar su reforma integral esta legislatura".

Según ha expuesto, "la última reforma de estas características es de 2011" y ha afirmado que el ritmo de trabajo "está siendo bueno". "De 213 artículos que tiene el reglamento, para septiembre van a estar analizados aproximadamente 71", ha detallado Hualde, para remarcar que cuando se aborda una reforma integral lo habitual es que se culmine en la legislatura y entre en vigor en la siguiente.

"Hay cuestiones importantes que hay que analizar bien en materia de transparencia, lenguaje inclusivo, participación democrática y adaptación a los distintos requerimientos", ha comentado.

DEBATES EN TONO "CONSTRUCTIVO"

Por otra parte, y en el ecuador de la legislatura, el presidente de la Cámara foral ha puesto en valor que "en este Parlamento los debates están teniendo en general un tono constructivo, razonable, salvo algún episodio". Y ha remarcado que "la tónica general ha estado alejada del clima bronco que observamos en otros foros parlamentarios".

"La pasión a veces nos puede, pero es de destacar esta tónica positiva de los representantes de la ciudadanía que espero que se mantenga en la segunda parte de la legislatura", ha manifestado.

En este sentido, ha apuntado que la circunstancia de la pandemia y la anomalía de la situación ha influido en el tono de los debates, ya que "ha obligado a hacer un ejercicio de responsabilidad colectiva al conjunto de los grupos y acompañar al Gobierno en adoptar medidas". Y manifestado si en esta segunda parte de la legislatura "entramos en una situación más normalizada, supongo que el debate político quizás volverá a una situación más normalizada de Gobierno-oposición".

Contador

Para leer más