Carmen Tomás.- Desde el parqué.- Seis semanas a la baja

Actualizado 24/02/2008 1:00:37 CET
Actualizado 24/02/2008 1:00:37 CET

Carmen Tomás.- Desde el parqué.- Seis semanas a la baja

MADRID, 24 Feb. (OTR/PRESS) -

La bolsa sigue su mala racha y acumula al cierre del viernes, su sexta semana, de las ocho del año, con pérdidas. El IBEX salvó los 13.000 puntos de milagro, a pesar de que no llegaron de Estados Unidos datos nuevos. Eso sí, se publicaron varios informes de analistas en relación a la mala situación de algunas firmas financieras norteamericanas. Y es que éste sigue siendo el gran asunto para la preocupación. A día de hoy, desde que en agosto salatara la crisis de las hipotecas subprime, no hay quien pueda asegurar ni cuando ni cómo se va a resolver el problema. La desconfianza entre instituciones financieras permanece, ya que seguimos sin saber a cuánto asciende la bola, quien tiene una parte y cuánto tiene cada una de ellas. En España, también tenemos nuestra propia preocupación por el impacto que pueda llegar a tener en algunas entidades financieras el excesivo riesgo asumido en créditos sobre todo a promotores inmobiliarios. Esta semana ha sido asunto de debate, aunque no en el que protagonizaron el vicepresidente Solbes y el candidato del PP al Congreso, Manuel Pizarro. Un debate muy seguido por los ciudadanos. A pesar de que en muchos momentos fue excesivamente técnico ha quedado evidente la preocupación que por los asuntos económicos tienen en estos momentos entre los ciudadanos, algo que dejó claro Pizarro. Solbes, en su línea, insistió en restar importancia a lo que está ocurriendo con la economçia española y la mayoría de sus indicadores. Mientras, el candidato del PP por Madrid avanzó las medidas que el PP tomaría en caso de ganar las elecciones. En mi opinión, no hubo un claro vencedor, pero sí se puso de manifiesto que frente a un Gobierno pasivo que ha derrochado la herencia recibida, hay una oposición con las ideas claras para enderezar la situación. En cuanto a la posible evolución de la bolsa, pocos se atreven a hacer pronósticos, pero sigue reflejando la incertidumbre tanto nacional como exterior que existe sobre la marcha económica y los efectos perniciosos que sobre ella está teniendo la crisis de liquidez y la probable recesión de Estados Unidos. De hecho, la Comisión Europea ha rebajado las previsiones de crecimiento para Europa y la tensión crediticia e inflacionista permanece. Un combinado preocupante que sin duda continuará afectando a los mercados. Más después de que Trichet haya alejado la posiblidad de una bajada de los tipos de interés al menos a corto plazo.

Carmen Tomás