Actualizado 29/12/2021 12:18 CET

Sólo el 13% de los empleados españoles quiere volver a un modelo tradicional de trabajo presencial

Recurso de teletrabajo
Recurso de teletrabajo - SAMSUNG

   MADRID, 29 Dic. (Portaltic/EP) -

   La pandemia ha cambiado la forma de trabajar y sólo el 13 por ciento de los empleados españoles quiere volver a un modelo puramente presencial, según el informe 'Hybrid Living Futures', elaborado por Samsung en colaboración con The Future Laboratory, que se apoya en los resultados de un estudio a nivel europeo realizado a más de 14.000 consumidores.

   Los países más contrarios para volver a la rutina anterior son Alemania, Suecia, Polonia y España, donde sólo el 7, el 11, el 12 y el 13 por ciento, respectivamente, de los trabajadores prefieren un horario tradicional de 9.00h a 17.00h en lugar de la flexibilidad de la vida híbrida. En general, el 86 por ciento de los europeos han adoptado una forma hibrida de vida y ya no desean volver al horario tradicional de oficina.

   Se trata de uno de los estudios más completos sobre las tendencias laborales 'post-pandemia', que señala que el 74 por ciento de los españoles se preocupan por encima de los europeos (57%) en buscar formas de establecer límites entre su vida personal y profesional. Precisamente la tecnología está ayudando a un 63 por ciento de ellos a establecer estos límites, pero aún se plantean muchos retos.

   "A medida que la novedad y la necesidad de la flexibilidad se imponen, a pesar de sus límites poco claros e indefinidos, a la realidad del presentismo, la gente busca ayuda sobre cómo lograr un equilibrio entre la productividad y el bienestar, ya que la vida híbrida plantea su propio conjunto de desafíos", señala Meik Wiking, fundador y director general de The Happiness Institute, que ha colaborado con Samsung para explorar el futuro de los modelos de trabajo.

LOS PELIGROS DE 'ESTAR SIEMPRE CONECTADO'

   Aunque muchos españoles se encuentran cómodos en el modelo híbrido, un 19 por ciento de los trabajadores reconocen tener dificultades para desconectar del trabajo, un 13 por ciento tiene la sensación de trabajar a todas horas y un 14 por ciento sigue conectado hasta altas horas de la noche. Por su parte, el 45 por ciento de ellos reconoce que utiliza el tiempo que ha recuperado de los desplazamientos para realizar tareas domésticas.

   El aumento del tiempo que se pasa en casa ha provocado que muchos trabajadores sientan que están haciendo varias tareas al mismo tiempo, y la forma más común de gestionar las exigencias laborales y domésticas es hacer malabarismos en ambos ámbitos a la vez, siendo esa la sensación para el 18 por ciento de los españoles, por debajo de otros países como Grecia e Italia, donde el porcentaje es del 41 y 40 por ciento, respectivamente.

   Las nuevas tecnologías están evolucionando para evitar este 'gap' y crear una conexión con sentido en un mundo físicamente desconectado. La investigación muestra que al 75 por ciento de trabajadores españoles la tecnología les ha ayudado a adaptarse a nuevas rutinas, mientras que el 63 por ciento ha dicho que les ayuda a establecer nuevos límites y a recuperar el control de sus vidas.

   En concreto, un 25 por ciento de los trabajadores en España programa alarmas en el móvil; otro 16 por ciento hace uso de dispositivos domésticos inteligentes como ayuda; el 10 por ciento utiliza aplicaciones de gestión del tiempo; mientras que el 13 por ciento utiliza dispositivos o aplicaciones inteligentes para gestionar su tiempo en el trabajo y en casa.

EL FUTURO DEL TRABAJO HÍBRIDO

   “La pandemia ha transformado nuestras vidas y la tecnología ha jugado un papel esencial. Ha sido necesaria para trabajar en remoto, entretenernos, estar en contacto con nuestros seres queridos y cuidarnos en casa”, ha afirmado el director de Marketing Corporativo en Samsung Electronics Iberia, Alfonso Fernández, quien ha destacado que el estudio pone de manifiesto “que la tecnología también ha afectado a nuestra esfera profesional y que sólo un 13% de los españoles desea volver a un puesto presencial. Por lo que el teletrabajo debería ser una opción sólida dentro de este nuevo formato de ‘vida híbrida’ permitiendo una mejor calidad de vida y una mayor conciliación familiar”.

   Por su parte, Meik Wiking añade que la tecnología ha ayudado a los europeos a compaginar su vida personal y profesional, y uno de cada cinco ya utiliza el IoT y los dispositivos móviles para llevar un estilo de vida híbrido. "En cualquier caso, todavía estamos muy lejos de la mejor versión de la vida híbrida. De cara al futuro, es probable que la tecnología intervenga para beneficiar tanto nuestra salud mental como nuestra felicidad y nuestra salud física, y que los dispositivos inteligentes se conviertan en nuestros asistentes de bienestar", concluye.

   El informe también revela el importante papel que desempeñan los hogares para ayudar a los trabajadores a adaptarse a la vida híbrida y marcar los límites. Así, un 59 por ciento de los encuestados españoles ha realizado -o está planeando- mejoras en su casa para facilitar la vida híbrida, frente un 66 por ciento de los europeos, y un 54 por ciento ha creado nuevos espacios en casa para marcar los límites entre el trabajo y el tiempo personal.

Contador

Para leer más