Publicado 30/04/2022 11:00

POCO F4 GT, lo mejor de la serie 'gaming', con acabados dignos de gama alta

El Móvil POCO F4 GT
El Móvil POCO F4 GT - EUROPA PRESS
POCO F4 GT,

   MADRID, 30 Abr. (EDIZIONES/Portaltic) -

   Hace tan solo unos días entrábamos en contacto con el nuevo POCO F4 GT, un 'smartphone enfocado al 'gaming', que incluía una novedad estética basada en pestañas magnéticas o 'triggers' configurables.

   Este fue uno de los elementos que más se destacó en la presentación virtual del producto, que además de ser recomendable para jugadores de videojuegos, también lo es para el público general, ya que ofrece especificaciones técnicas avanzadas para ser un teléfono de gama media.

   En Portaltic hemos tenido la oportunidad de probarlo y uno de los aspectos en los que hemos reparado con mayor interés es la ligereza con que funciona su pantalla, que presenta biseles algo más gruesos de lo que cabría esperar.

   El usuario puede notar esta rapidez desde que enciende el propio panel, ya que el botón de encendido y apagado, que actúa las veces de sensor de reconocimiento de huellas, es preciso y veloz. Con acercar levemente la yema del dedo es suficiente para que el dispositivo comience a funcionar.

   Una vez podemos probar su pantalla AMOLED DotDisplay de 6,7 pulgadas, podemos acceder a un documento de texto y comprobar su agilidad gracias a su tasa de refresco, que alcanza los 120 Hz. Sin embargo, es durante el juego donde más se aprecian las mejoras de este dispositivo.

   Para comprobarlo, nos descargamos el título Lara Croft: Relic Run, un juego de acción en el que el personaje principal se debe introducir en diferentes escenariosdonde abundan los obstáculos.

   Gracias a que ofrece una tasa de muestreo táctil de hasta 480 Hz, el dispositivo es capaz de reconocer cada movimiento sin realizar pulsaciones demasiado bruscas en la pantalla o deslizar el dedo presionando con fuerza.

   También se pueden configurar estos gatillos para que Lara Coroft se pueda enfrentar a las criaturas enemigas durante los diferentes niveles, de modo que el teléfono se puede convertir en una consola portátil de uso fácil y personalizado.

   Además, gracias a que cuenta con el motor lineal CyberEngine, el móvil ofrece diferentes rangos de vibración según la intensidad del juego, aunque esto está más presente en otros títulos del tipo League Of Legends (LOL) y Player Unknown's Battlegrounds (PUBG).

   DUDOSO SISTEMA DE REFRIGERACIÓN

   Curiosamente, POCO insistió en reiteradas ocasiones que gracias al sistema de refrigeración que lleva incorporado, LiquidCoool 3.0, los jugadores podrían jugar durante horas sin notar sobrecalentamiento. Sin embargo, pasado un tiempo se puede notar algo de calor que lo contradice.

   A pesar de ello, existen dos detalles que pueden convencer a los usuarios que busquen el enfoque más 'gaming' del dispositivo. Por un lado, el cable de tipo USB-C de carga, que tiene forma de L y ofrece mayor comodidad para seguir utilizando el móvil en formato horizontal durante la carga.

   En este sentido sí se nota que la marca asiática ha pensado en la experiencia real de los 'gamers' con el diseño de este cargador, aunque es importante recordar que la batería, de doble celda y de 4.700 mAh, tiene una duración bastante larga.

   No obstante, en el caso de que lleguemos a porcentajes bajos de carga, se puede optar por cargarla en su totalidad en tan solo unos minutos (pasa de 0 al 100 por cien en tan solo 17 minutos) o no dejar de jugar mientras esté conectado el cable USB-C a una fuente de alimentación.

   Por otro, que quizá sea el detonante por el que estos 'gamers' apuesten por el POCO F4 GT, se encuentra la disposición de los altavoces, fabricados por JBL y con certificación Dolby Atmos.

   Para que no se pierda esa sensación de experiencia inmersiva durante el juego, estos están colocados a ambos lados, en la parte superior e inferior derecha. De este modo, es imposible taparlos durante el juego, cuando el móvil se colocar en horizontal y tampoco durante su uso con una sola mano, ya que queda totalmente despejado el altavoz superior.

   Si pasamos a la parte trasera del dispositivo, nos encontramos con un formato minimalista interesante que lo hace muy reconocible y aporta ese grado de distinción que muchos desean cuando se compran un teléfono móvil.

   UN DISEÑO BONITO Y UNA CÁMARA ACEPTABLE

   Mientras que el modelo enfocado al 'gaming' anterior, POCO F3 GT, presentaba líneas más redondas y menos definidas (tanto en la cubierta como en el marco de la cámara), en el nuevo POCO F4 GT abundan las líneas rectas.

   Estas, más elegantes, se distribuyen a lo largo y ancho del dispositivo, con una línea gruesa principal que lo divide en dos partes iguales. A ambos lados, se distribuyen otros dibujos que sobresalen al tacto y le dan mayor consistencia.

   La parte trasera tiene un acabado de cristal y biseles de aluminio, lo que ofrece un aspecto de mayor calidad pero, a la vez, lo hacen más pesado y tiene un buen agarre gracias a sus bordes rectos y algo redondeados en sus esquinas.

   Estas líneas también se introducen en el marco de la cámara, alargado y en el que se disponen sus tres lentes en línea recta. Su lente principal es de 64 megapíxeles (MP) e integra un sensor de IMX 686, con el que la marca da un salto en calidad con respecto al modelo anterior.

   Esta se complementa con un gran angular de 8MP y una cámara macro de 2 MP. Por el contrario, la cámara 'selfi' cuenta con una resolución superior a la de teléfonos móviles de la competencia dentro de la gama media, ya que es de 20 MP. Por ese motivo, las imágenes son más nítidas y recogen más detalle.

   Sin embargo, el modo retrato no tiene HDR ni manual ni automático, de modo que las 'selfis' como tal no quedan demasiado definidas y presentan problemas de sobreexposición.

   En cualquier caso, no es un teléfono destinado expresamente a aquellos que tengan mayor interés en el apartado fotográfico, puesto que ofrece un nivel demasiado estándar para el precio que tiene, de 699 euros en su configuración más avanzada (12 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento interno) y 599,99 euros (8 GB de RAM y 128 GB de memoria interna).

   Con respecto a los modos de fotografía que integra la cámara, destaca la opción de cámara lenta, vídeo dual, exposición prolongada y efectos de película, así como un botón para clonar.

   Para el vídeo, en cambio, el teléfono permite elegir diferentes resoluciones: 720p a 30 FPS, 1080p a 30 FPS, 1080p a 60 FPS, 4K a 30 FPS y 4K a 60 FPS. Además, tiene un acceso directo a para la lente macro y permite colocar el marco de película.

   El móvil también integra un sistema de alerta que indica al usuario que se está utilizando o bien la cámara o bien el micrófono o ambos en conjunto, puesto que cada vez que se abre se ilumina en la parte superior izquierda un punto de color verde que lo notifica.

   En conjunto, POCO F4 GT es un teléfono muy interesante, elegante, con acabados dignos de gama alta y muy funcional, puesto que aquellos que presten menos interés a su enfoque 'gaming' pueden utilizar a su favor otras de sus características destacadas.

   Es decir, igual que se pueden configurar las pestañas magnéticas para jugar, se pueden utilizar como atajos para otros servicios del teléfono, como la linterna, la cámara, grabar vídeo o el modo silencio.

   Además, si se desea utilizar el móvil en formato horizontal, para visualizar un vídeo, la colocación de sus altavoces resulta muy agradable para escuchar con nitidez lo que se está viendo.

   Sin embargo, aquellos usuarios que busquen funcionalidad y un precio comedido no van a encontrar en este teléfono su mejor opción, ya que aquellos que les interese una buena fotografía y una batería de larga duración pueden acceder a otros dispositivos más enfocados en estas características que el POCO F4 GT.

Contador