Actualizado 09/08/2021 12:11 CET

Probamos el nuevo vivo V21 5G: mucho más que un selfie perfecto

Vivo V21 5G
Vivo V21 5G - VIVO

   MADRID, 9 Ago. (EDIZIONES/Portaltic) -

   La carta de presentación del nuevo vivo V21 5G es su impresionante cámara selfi de 44 megapíxeles, pero este 'smartphone' no se conforma con una cara bonita y quiere que sus usuarios -además de sacarse estas autofotos a una calidad única- puedan aprovechar al máximo las especificaciones de un terminal que quiere hacerse un hueco en la competida gama media.

   Tras una primera toma de contacto con el vivo V21 5G podríamos decir que es un 'smartphone' muy equilibrado, en el que no hace falta que ninguna característica destaque sobre las demás porque todo se rige por una armonía poco común: un diseño ligero y elegante, una cámara a la altura de un terminal de su rango de precio, suficiente potencia (pese a que a priori el procesador no es el más 'premium') y una pantalla a la altura.

   En cualquier caso, como indicábamos al inicio, la cámara selfi llama la atención sobre lo demás. Quizás porque pocos fabricantes habían puesto el foco en esta lente, que cada vez cobra más protagonismo (pensando sobre todo en el público joven y la creación de contenidos para Instagram o Tik Tok). En vivo lo han entendido muy bien y esto puede darles una ventaja competitiva frente a sus rivales.

LA MAYOR INNOVACIÓN LLEGA EN LA CÁMARA SELFI

   

   El V21 5G cuenta con una cámara delantera de 44 megapíxeles con Estabilización Óptica de Imagen (OIS) que, junto con la Estabilización Electrónica de Imagen, el modo Retrato Nocturno con Inteligencia Artificial, el enfoque automático y un sistema inteligente de dos flashes frontales, crea una combinación perfecta entre software y hardware para capturar selfies nítidos y unos vídeos de alta calidad en cualquier momento y lugar.

   Precisamente este sistema de dos flashes frontales, discretamente colocados en ambos lados de la parte superior de la pantalla (imperceptibles para el usuario a no ser que se activen al detectar la falta de iluminación) y combinados con la luz suave de la propia pantalla, es una de las cosas que más llaman la atención. No será raro que veamos esta tecnología, bautizada como 'Dual Selfie Spotlight', en otros terminales próximamente. Una gran mejora.

   De esta forma, la cámara delantera permite capturar buenas imágenes nocturnas, de acción y vídeos en calidad 4K. Una experiencia de imagen versátil, incluso en entornos donde la iluminación presenta limitaciones. Otro punto a destacar de la lente es la cantidad de elementos que logra introducir en la escena que graba o fotografía, abriendo el ángulo sin deformar la imagen.

   Con todo esto, podríamos resumir que el V21 ofrece una experiencia de 'vlogging' estable y fluida, facilitando a los usuarios la comunicación con amigos y familiares en cualquier entorno. También puede resultar interesante su aplicación en el ámbito laboral, ahora que las videollamadas se han convertido en algo tan habitual debido al teletrabajo.

UN AGARRE MUY CÓMODO Y UNA PANTALLA A LA ALTURA

   La primera impresión al sujetar el móvil es que cuenta con un agarre muy cómodo, en parte por el peso (unos 175 gramos), pero también por el grosor, de tan solo 7,29 milímetros. Se puede controlar a la perfección con una sola mano (algo que se agradece) y, pese a esa ligereza, los acabados tienen una buena calidad. A esto se suma un diseño elegante y un módulo de lentes traseras que apenas sobresale.

   El 'smartphone' cuenta con una pantalla AMOLED FullView con una frecuencia de refresco de hasta 90Hz, muy correcta para el rango de precio en el que nos movemos y que responde a la perfección tanto a nivel de fluidez como de brillo. Por su parte, la batería de 4.000 miliamperios hora (con tecnología FlashCharge de 33W) garantiza una jornada completa de uso.

   El V21 5G también dispone de una cámara trasera con una lente principal de 64MP (con una apertura de diafragma f/1.9, que le aporta mucha luminosidad) y lentes de apoyo para el gran angular y el modo Macro de 8 y 2 megapíxeles, respectivamente. Estas especificaciones son más continuistas respecto a modelos anteriores, pero ofrecen unos buenos resultados.

   Todas estas características se apoyan en el procesador MediaTek Dimensity 800U, acompañado de 8 GB de RAM. No es el chip 'tope de gama' entre los dispositivos de gama media, pero lo suple con una gran gestión de los recursos, haciendo uso incluso de hasta 3 GB del almacenamiento interno para sumársela a sus 8 GB de RAM, según explica la compañía. En la práctica, el terminal responde casi a la perfección incluso con los juegos más potentes.

   Por último, y gracias a su conectividad 5G, este terminal -además de contar con una conexión más ágil, eficiente y potente para la navegación y el entretenimiento móvil- está preparado para el futuro, sin riesgo de quedarse obsoleto según vaya avanzando esta tecnología. No lo perdáis de vista porque tenemos vivo V21 para rato. Una muy buena opción por debajo de la barrera de los 400 euros.