Publicado 12/05/2022 18:00

Sony presenta sus nuevos casos inalámbricos WH-1000XM5, que mejora en un 50% la cancelación de ruido

Auriculares inalámbricos WH-1000XM5
Auriculares inalámbricos WH-1000XM5 - SONY

   MADRID, 12 May. (Portaltic/EP) -

Sony ha presentado sus nuevos auriculares inalámbricos de diadema WH-1000XM5, que presentan un nuevo diseño y mejoras en la tecnología de cancelación de ruido que la hacen un 50% más efectiva que el modelo anterior, y en la calidad de sonido gracias a su nuevo 'driver'.

   Los auriculares inalámbricos WH-1000XM de Sony han destacado en los últimos años por la calidad de su tecnología de cancelación de ruido, y con el nuevo modelo WH-1000XM5 la compañía dice que lo ha mejorado, hasta el punto de asegurar que se trata de "la mayor evolución" que ha hecho en sus auriculares.

   Respecto al modelo WH-1000XM4, la cancelación de ruido mejora en un 50 por ciento, con la reducción de las frecuencias medias y las frecuencias altas, como chasquidos y voces. La compañía explica que para lograrlo ha unido dos procesadores, V1 y QN1, junto al nuevo 'driver' de 30mm.

   En concreto, el procesador V1 monitoriza la información que recogen los micrófonos externos, mientras que el QN1 procesa toda esa información e invierte la onda para conseguir la cancelación de ruido.

   Este dispositivo cuentan con ocho micrófonos repartidos por los auriculares que monitorizan el sonido ambiente: tres ellos exteriores y uno interno en cada lado. Los micrófonos internos permiten verificar que la cancelación es correcta.

   Otra novedad es la mejora del sonido. Para ello, Sony ha incorporado en los WH-1000XM5 un nuevo 'driver' de 30mm, que reproduce de forma más fiel los sonidos graves. También es compatible con los formatos HiRes -también en inalámbrico-, 360 Reality Audio y DSEE Extreme, una tecnología que escala los archivos digitales de música en tiempo real.

   WH-1000XM5 introduce respecto a los modelos anteriores un nuevo diseño. La compañía ha empleado en estos auriculares piel sintética más blanda, que hace que sean más cómodos de llevar puestos. La diadema, por su parte, es más fina y cuenta también con gama blanda para reforzar el confort, pero no mantiene los clips para el ajuste con posiciones preestablecidas.

   Este rediseño significa que los auriculares de WH-1000XM5 no pueden plegarse, y en lo que respecta a la funda que lo acompaña, se ha modificado la forma en que se guardan para evitar caídas accidentales, e incluso puede aplastarse para reducir su espacio.

   La compañía asegura que la duración de la batería también ha mejorado en unas dos horas respecto al modelo anterior. En concreto, con cancelación de ruido, WH-1000XM5 ofrecen hasta 30 horas, una autonomía que asciende a 40 horas si se desactiva esta función.

   Los auriculares cuentan también con la tecnología Voice Pickup, que utiliza inteligencia artificial y los micrófonos para aislar la voz del usuario y minimizar el ruido ambiente, especialmente del viento, durante las llamadas.

   También incluye otras prestaciones inteligentes, que avisan del nivel de volumen para evitar daños, y sonido adaptativo, que calibra el sonido de forma automática cada vez que el usuario se pone los auricular. Y Speak to chat, que detecta el momento en que el usuario empieza a hablar en una llamada para activar la cancelación de ruido y retirar la música.

   WH-1000XM5 son compatibles con los asistentes digitales y sus comandos de activación, pero también tiene un panel táctil para el control manual. Sony ha informado de que llegarán al mercado a partir de finales de mayo, en color negro y silver, con un precio de salida de 450 euros.

Contador

Más información