China, origen del 58% de productos con riesgo para los consumidores

Actualizado 16/05/2013 14:53:22 CET
Caramelos chinos contaminados con melamina
Reuters

BRUSELAS, 16 May. (EUROPA PRESS) -

España es el tercer país de la Unión Europea que detectó y retiró del mercado un mayor número de productos no alimentarios peligrosos para la salud o la seguridad (un total de 199, el 10% del total) el año pasado, según el informe anual del sistema europeo de alerta rápida (RAPEX) publicado este jueves por la Comisión.

Por delante de España sólo están Hungría (294 notificaciones, el 15%) y Bulgaria (271, el 14%) y por detrás se sitúan Alemania (167, el 9%) y Reino Unido (146, el 8%). Entre estos cinco países suman el 56% de las notificaciones al sistema RAPEX.

En 2012 detectaron en la UE un total de 2.278 productos peligrosos, cifra que supone un aumento del 26% respecto al año anterior. En la mayoría de los casos, estos artículos se prohíben y se retiran del mercado o se rechazan en las aduanas.

El comisario responsable de Protección de los Consumidores, Tonio Borg, ha dicho que estas cifras "demuestran un incremento de la vigilancia" por parte de los Estados miembros, pero ha reclamado seguir mejorando el sistema con las nuevas propuestas legislativas presentadas por Bruselas.

La mayoría de los productos peligrosos detectados el año pasado fueron ropa, textiles y productos de moda (el 34%), juguetes (19%), aparatos eléctricos (11%), vehículos (8%) y cosméticos (4%). Los riesgos más frecuentes identificados son la posibilidad de heridas (25%), contaminación química (18%), estrangulación (17%), electrocución (308%) o asfixia (8%).

China (incluyendo Hong Kong) era el país de origen del 58% de los productos peligrosos interceptados. No obstante, también hay artículos con origen en Europa, incluyendo 60 productos de Alemania (3%), 49 productos de Italia (3%) y 45 de Bulgaria (2%).