Actualizado 01/06/2011 18:02 CET

Pajín recuerda que los afectados por 'E.coli' han estado en Alemania

MADRID, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Sanidad, Leire Pajín, espera "de forma inminente" los resultados que se están haciendo en España a los pepinos presuntamente afectado por 'E.coli', según la alerta emitida por las autoridades alemanas, si bien ha apuntado la "ecuación evidente" de que todos los afectados por este brote infeccioso han estado en Alemania.

En declaraciones a Radio Nacional, recogidas por Europa Press, Pajín ha recordado que los laboratorios están trabajando "con la máxima diligencia para que de forma inminente tengamos ya los resultados sobre esos productos y, por tanto, podamos tener toda la información y podamos aclarar con todas las garantías esta situación".

Ante la posibilidad de que nunca se sepa el verdadero origen de la infección, la ministra ha recordado que las autoridades españolas están trabajando junto con las alemanas y la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria para conseguirlo.

"Ahora bien --ha precisado--, hay una ecuación bastante evidente: si en los estudios que estamos haciendo en España se dedujera que no hay esta bacteria y que nuestros productos están limpios parece bastante evidente que esa contaminación se produciría en el tránsito o la manipulación de los alimentos y, por tanto, en Alemania".

En este sentido, ha apostillado que "lo único que sabemos a día de hoy es que todos y cada uno de los ciudadanos que tienen algún síntoma de estas características han pasado por Alemania y, concretamente por la misma región".

Así, se ha referido al único español afectado del que ha querido aclarar que viajó a Alemania y estuvo en Hamburgo. "No estamos hablando de un ciudadano español que, en ningún caso, se haya contagiado en España. No existe ni un solo ciudadano español que tenga síntomas de esta enfermedad y que esté en España --ha reiterado--. Este ciudadano sigue ingresado, está estable aunque su pronóstico sigue siendo grave".

Además, la ministra ha querido aclarar que, "desde el primer minuto, España no ha dejado de trabajar en todos los frentes. De hecho, ese trabajo ha conseguido, por ejemplo, que ayer la senadora alemana que inició las acusaciones a los productos españoles se retractara. Además anoche conseguimos también que la Comisión Europea aceptara que no hay pruebas de que los productos españoles estén infectados. Y esta misma mañana --ha añadido-- hemos exigido formalmente a la CE la retirada inmediata de la alerta sanitaria que provocó la denuncia de Alemania".