Unas 10.000 personas se manifiestan en Barcelona contra la permanencia de tropas en Irak y Afganistán

Actualizado 17/03/2007 22:09:41 CET

La plataforma 'Aturem la guerra' pide a los gobiernos europeos que "cierren las bases americanas" si este país invade Irán

BARCELONA, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

Unas 10.000 personas, según fuentes de la Guardia Urbana, y unas 15.000 según 'Aturem la guerra' (Paremos la guerra) --convocante de la movilización--, se manifestaron hoy en el centro de Barcelona contra la permanencia de tropas en Irak y Afganistán.

Tras la pancarta 'Fuera todas las tropas. No a la ocupación de Irak y Palestina', los manifestantes recorrieron el espacio que separa la plaza Universitat de Barcelona de la plaza Sant Jaume cuatro años después del inicio de la guerra de Irak con la entrada de las tropas encabezadas por Estados Unidos en el país.

Los manifestantes gritaron consignas recuperadas de las movilizaciones de 2003, como "Guerra no", "No a la guerra" o "No más sangre por petróleo", así como "Fuera las fuerzas de ocupación", "Fuera la OTAN de Afganistán", "No al Guantánamo global", "No al ataque de Irán" y "Solidaridad con el pueblo iraquí".

También hubo proclamas contra el Partido Popular, como "PP mentiroso", "Aznar terrorista" y "Dónde vas Mariano con los fachas de la mano".

Además, ondearon banderas republicanas, iraquíes, palestinas, comunistas y varias esteladas y justo antes del inicio de la manifestación, Corrent Roja recogió unas 300 firmas por el retorno de las tropas de Irak, Afganistán y Líbano, según informó a Europa Press un representante de la entidad.

CUATRO AÑOS DESPUÉS, "MÁS RAZONES QUE NUNCA" PARA MANIFESTARSE.

Uno de los miembros de la plataforma 'Aturem la guerra', José Luis Gordillo, explicó que, cuatro años después del inicio de la ofensiva, "hay más razones que nunca" para convocar la protesta, porque "es un momento muy complicado, con una nueva escalada bélica en Oriente Medio que puede ser de las mayores desde la Segunda Guerra Mundial".

Por otra parte, Gordillo opinó que "Afganistán no es una misión de paz" y que, por lo tanto, "hace falta un nuevo mandato parlamentario que no está" para justificar la presencia de tropas españolas en el país.

Al acto acudieron miembros de ERC, de ICV-EUiA y de varios ayuntamientos. También representantes de sindicatos, movimientos feministas, y organizaciones de apoyo al pueblo palestino y saharaui, entre otros.

CRÍTICAS AL PP Y "AUTOESTIMA" CATALANA.

El vicepresidente de ICV y diputado Joan Herrera, tuvo unas palabras para el PP, al que emplazó a "manifestarse menos desde la mentira y la demagogia y pedir más disculpas por una guerra vergonzosa".

Herrera estuvo presente en la manifestación junto con el coordinador general de EUiA, Jordi Miralles, entre otros miembros de la coalición y militantes, tras la pancarta 'No olvidamos, la guerra continúa'.

Por otro lado, el portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardà, afirmó que "la autoestima del pueblo catalán nos hace salir a la calle" después de que "un gobierno español de derechas nos metió en una guerra y un gobierno español de izquierdas nos quiere recortar el Estatut".

'NO A LA GUERRA' ANUNCIA MÁS MOVILIZACIONES.

Al final de la manifestación, el abogado Josep Maria Loperena leyó un manifiesto en nombre de 'Aturem la guerra' en el que anunció que la plataforma "seguirá convocando manifestaciones tantas veces como sea necesario".

Asimismo, exigió a los gobiernos europeos, incluido el español, que "cierren las bases americanas si Estados Unidos ataca Irán" e instó a "acabar con la sumisión a las políticas de Washington" en Oriente Medio.

Loperena calificó la guerra de Irak de "acto de barbarie de proporciones monstruosas" y demandó que "los responsables de la ocupación de Irak sean juzgados por el Tribunal Penal Internacional".

Finalmente, Loperena concluyó con un grito de "No a la guerra" que fue secundado por los manifestantes que copaban la plaza Sant Jaume y las bocas de las calles adyacentes.