Asia Bibi declara que su sueño "más grande" es reunirse con el Papa

Actualizado 28/03/2011 22:00:12 CET

ROMA, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

La joven cristiana condenada por blasfemia en Pakistán, Asia Bibi, ha declarado en una entrevista concedida al diario italiano 'La Repúbblica' que "su sueño más grande es encontrarse con Benedicto XVI" porque "le dio muchísima esperanza y la animó a seguir viviendo" cuando el Pontífice pidió su liberación en el mes de diciembre.

Además, Asia Bibi ha reconocido que se siente "honrada" ante el llamamiento realizado por Benedicto XVI a su favor y ha subrayado que para ella "es un privilegio saber que ha hablado de ella y que ha seguido su caso personalmente". Según ha sostenido la joven en la entrevista, espera "vivir lo suficiente para poder agradecérselo en persona".

Asia Bibi ha sido condenada a muerte por "insultar al profeta" según la ley de la blasfemia vigente en el país y se encuentra encerrada en la cárcel de Sheikpura, en el Punjab pakistaní desde hace meses. La cristiana espera el juicio por el que se le condena a muerte, aunque las presiones de la comunidad internacional y los llamamientos de Benedicto XVI han conseguido parar el proceso por ahora.

Su caso y la petición de los cristianos de la región de modificar la ley han generado una onda de violencia que se ha saldado con los asesinatos del gobernador del Punjab, Salmaar Tasmeer y el ministro de las Minorías religiosas, Shahbaz Bhatti, quienes habían pedido a su vez la derogación de la ley.

BHATTI Y TASMEER "DIERON SU VIDA POR LA HUMANIDAD ENTERA"

Asia Bibi ha reconocido que el asesinato de ambos políticos la dejó "en shock" y "sin palabras" y ha subrayado que "dieron la vida por una causa importante", por lo que querría "que el mundo entero reconociera su lucha y su sacrificio" porque dieron su vida "en nombre de la humanidad entera".

Además, la joven ha insistido en que está "aterrorizada" también por "cualquiera que está arriesgando su vida por ella y que está sufriendo por ella" y ha manifestado que "reza todos los días para que a quienes están de su parte no les ocurra nada".

Por otra parte, Asia Bibi ha declarado al rotativo que si sale de la cárcel "dará gracias a Dios por haber cuidado de ella y de su familia" y agradecerá también "a las personas que no conozco en persona pero que están haciendo tanto por ella".

Sin embargo, la joven cristiana ha subrayado que, aunque el Tribunal declarara su inocencia y saliera de prisión "no sobreviviría" en Pakistán porque "los extremistas no nos dejarían en paz nunca" a ella y a su familia y ha destacado que "sería feliz si supiera que su familia está segura".

Por otra parte, Asia Bibi ha reconocido que "todas las mañanas se despierta pensando que ése será su último día" y ha subrayado que "está muy mal". Las condiciones de vida en la cárcel, ha sostenido la joven, no son "fáciles" porque "está aislada y no puede hablar con nadie aparte del personal de la prisión".

ASEGURA QUE "ES INOCENTE"

No obstante, la joven ha asegurado que las acusaciones son infundadas y que "la han condenado a muerte aunque es inocente" y ha reconocido que "está aterrorizada". Según ha afirmado Asia Bibi, no ha cometido "ningún crimen" pero "cada persona de esta prisión la mira como si fuera la persona más terrible que vive en este mundo".

La gente de Pakistán, ha añadido Asia Bibi, usa la ley sobre la blasfemia "para resolver las propias cuestiones personales" por lo que "debería ser abolida". Según asegura Asia Bibi, la ley "hace daño a todos, cristianos y musulmanes".

En opinión de la joven cristiana, nadie "estará seguro en Pakistán hasta que esta ley deje de existir" y ha declarado que "está convencida de ser una víctima inocente de esta ley". Por último, Asia Bibi ha afirmado que "el mundo entero tiene que saber que está sufriendo sin haber cometido ningún crimen".