El centro ocupacional TOLA de Silla (Valencia) inicia un encierro para denunciar el impago del Consejo

Actualizado 27/09/2012 22:22:40 CET
TOLA

VALENCIA, 27 Sep. (EUROPA PRESS) -

El centro ocupacional TOLA de Silla (Valencia) inicia este jueves un encierro ininterrumpido hasta el próximo sábado para denunciar el impago de 225.084 euros que la Consejería de Bienestar Social adeuda al centro, lo que supone un 40% de la subvención anual que recibe por parte de la Generalitat. A partir del mediodía trabajadores, usuarios del centro y los familiares de los afectados empezarán esta jornada de protesta.

Una jornada de protesta que han iniciado ya más de 30 centros de la Comunidad Valenciana para denunciar y poner de manifiesto que la Generalitat valenciana adeuda al sector de la discapacidad cerca de 15 millones de euros, según ha informado este centro en un comunicado.

El centro ocupacional ha afirmado que "es muy complicado aguantar más la situación de impago de la Generalitat" y ha exigido "el pago inmediato a todos los centros y servicios del sector de la discapacidad por parte de todas las consejerías que nos adeudan, como son Bienestar Social, Sanidad, Educación o Empleo".

También como el resto de centros se adscriben a demandar un plan extraordinario por parte de la Generalitat "para financiar a nuestras entidades, que con calidad, transparencia, austeridad y exigencia científica, prestan y desarrollan una función social". Además, ha exigido el cumplimiento de los compromisos adquiridos por la Generalitat, así como las leyes y órdenes que le competen.

Por otra parte, ha recalcado que no puede rebajar los actuales estándares de calidad en la prestación de servicios, traducidos en ratios de personal y módulos económicos. "Pues de lo contrario no sería posible cubrir las necesidades que las personas a las que atendemos presentan, produciéndose no solo una falta de avance, sino un doloroso retroceso, reflejo de la grave injusticia que supondría no garantizar estos apoyos", ha asegurado.