La Iglesia de Washington publica los nombres de 28 exsacerdotes acusados de abusos a menores

Publicado 16/10/2018 18:20:23CET

MADRID, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Archidiócesis de Washington ha publicado en su web los nombres de 28 exsacerdotes acusados de abuso sexual a menores desde 1948, en el marco de una revisión exhaustiva de los archivos de la archidiócesis ordenada por el cardenal Donald Wuerl en 2017. La lista también incluye los nombres de tres sacerdotes religiosos que desempeñaron cargos temporales en parroquias o escuelas de la diócesis.

"Esta lista es un recordatorio doloroso de los graves pecados cometidos por el clero, del dolor infligido a los jóvenes inocentes y el daño hecho a los fieles de la Iglesia, por lo que continuamos buscando el perdón", ha subrayado el cardenal Wuerl.

En este sentido, asegura su "firme compromiso" para acompañar a las víctimas de abusos, aunque también pone de relieve que la archidiócesis no ha registrado ningún caso de abuso a un menor por parte de un sacerdote "en casi dos décadas". Tampoco hay, según precisa, ningún sacerdote en activo que haya sido "objeto de una acusación creíble de abuso de un menor".

En 1986, la Archidiócesis de Washington fue una de las primeras diócesis del país en adoptar una política escrita de protección infantil. Desde 1993, ha tenido una Junta de Revisión de Casos, y desde 2002, también ha tenido una Junta Asesora de Protección de Menores compuesta principalmente por expertos laicos, así como una Oficina de Protección a la Infancia y Ambiente Seguro.

Además, la Iglesia de Washington destaca que gasta de media unos 301.000 euros al año en esfuerzos de protección infantil, capacitación y verificación de antecedentes obligatorios para todos los sacerdotes, empleados y voluntarios que tienen contacto con niños, así como para garantizar un entorno seguro para todos los alumnos de escuelas católicas.

Asimismo, publican un informe anual auditado de forma independiente sobre sus esfuerzos en la protección de la infancia, que se publica en su página web y en su periódico Catholic Standard.

"Por supuesto, nuestra primera respuesta es a los supervivientes, para ayudarlos y acompañarlos en la curación", ha indicado el canciller y consejero general de la Archidiócesis, Kim Viti Fiorentino. Si bien, ha añadido que también es importante destacar que la Iglesia de Washington "ha sido líder en la protección de los más vulnerables" y que "no hay un lugar más seguro para una persona joven que en una parroquia o escuela de la Archidiócesis".

En este sentido, exhortan a cualquier persona que tenga conocimiento de una presunta conducta sexual inapropiada por parte de algún miembro del clero, empleado o voluntario de la diócesis a que informen a las autoridades o contacten con la Oficina de Protección Infantil y Ambiente Seguro de la Archidiócesis.