29 de marzo de 2020
 
Actualizado 16/05/2011 21:25:02 CET

La protesta de jóvenes puede configurar un "nuevo movimiento social"

Acampada Puerta Del Sol
EUROPA PRESS

MADRID, 16 May. (EUROPA PRESS) -

Varios sociólogos han afirmado que la protesta protagonizada este domingo por grupos de jóvenes, convocados a través de las redes sociales en varias comunidades autónomas, puede configurar "un nuevo movimiento social".

En declaraciones a Europa Press, el profesor de Sociología de la UNED y experto en Movimientos de Masas Jaime Pastor ha señalado que esta iniciativa promovida por la plataforma 'Democracia Real Ya' y el movimiento 'No les votes', se trata de "un acontecimiento en mayúsculas" en el sentido de que está impulsada a través de las redes sociales y al margen de los partidos políticos.

"Se ve un efecto contagio proveniente de otros lugares del mundo, que demuestra que la gente ha encontrado en estos factores sociales un catalizador de su malestar frente a la salida que se está dando a la crisis desde los gobiernos", ha explicado Pastor, que afirma que los eslóganes empleados, como 'No somos mercancía en manos de políticos y banqueros', 'esto no es una crisis, esto es una estafa' o 'hartos de estar hartos', son "muy expresivos".

Asimismo, ha indicado que la manifestación no es apolítica y asegura que "hay razones suficientes" para pensar que puede configurar un nuevo movimiento social, que no se ha fraguado "al calor" de las elecciones autonómicas y municipales, sino que "se lleva preparando desde hace unos meses".

En este sentido, ha indicado que, desde el punto de vista sociológico, "ha habido unas redes madrugadoras de estas jornadas del 15 de mayo que están generando una red horizontal que puede garantizar su continuidad más allá d las elecciones".

Sobre la ideología de los asistentes a la protesta, Pastor ha señalado que se trata de un grupo heterogéneo cuyo denominador común es el "antineoliberalismo", pues, a su juicio, "son radicalmente críticos" hacia los grandes partidos políticos y las medidas que han optado para hacer frente a la crisis.

Por su parte, el catedrático de Opinión Pública y Ciudadanía de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) se ha mostrado más escéptico acerca de este movimiento "anónimo". Si bien afirma que "hay motivos sobrados para protestar en estos momentos", también le "sorprende" y le resulta "extraño" que se produzca en vísperas de elecciones.

"Es raro e inquietante el momento elegido, pero tiene interés y es positivo", apunta Bouza, no sin añadir que los partidos políticos son la base de la democracia y resulta "despiadado" el ataque a todos ellos, "tratándolos por igual".

Asimismo, ha indicado que se trata de un movimiento que "carece de ideología", algo que, a su juicio, da la sensación de que "camina a ciegas". "Puede ser negativo en el sentido en que desconocemos su genealogía y sus intenciones, al margen de la lucha por una causa justa".