Piden 5.000 euros de multa por mostrar películas 'porno' a su sobrino de tres años

Actualizado: martes, 13 diciembre 2011 19:03

JAÉN, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio Fiscal ha pedido casi 5.000 euros a un varón, R.C.O., acusado de mostrar películas de contenido pornográfico a su sobrino, que contaba entonces con tres años de edad, si bien en la actualidad tiene cinco, según ha informado a Europa Press el abogado de la acusación particular, Antonio Jesús Ruiz, tras el juicio celebrado este martes en el Juzgado de lo Penal número 3 de Jaén.

De este modo, Ruiz ha señalado que el fiscal ve en la conducta del acusado un delito de exhibicionismo y provocación sexual por el que ha pedido una pena de un total de 3.600 euros y 150 días de arresto sustitutorio en caso de impago, además de un total de 1.000 euros en concepto de responsabilidad civil.

Por su parte, la acusación particular ha pedido un año de prisión por el mismo delito, aunque ha añadido la agravante de abuso de superioridad y de confianza hacia el menor. De la misma forma, ha solicitado la prohibición de que R.C.O. se aproxime a la víctima, a su madre, así como a su domicilio durante un periodo de cinco años, además de una indemnización de 9.000 euros. De su lado, el letrado de la defensa ha pedido a la titular del Juzgado número 3 la libre absolución de su patrocinado.

Así, en la vista oral han testificado tres psicólogos que han tratado al niño. En concreto, un forense y otro profesional de la psicología que fue el primero que vio al niño cuando su madre detectó "algo raro" en su comportamiento, empezando por que explicaba que su tío le había puesto películas cuya temática el menor explicaba "con su lenguaje", el cual evidenciaba el contenido sexual de las proyecciones, ya que la víctima "cuenta todo lo que vio en las películas".

Asimismo, el acusado ha reconocido que tiene películas pornográficas que guardaba en un 'pendrive' y que lo tenía guardado "bajo su custodia", mientras que la actual sexualización del niño, según han argumentado los psicólogos, "no es acorde a su desarrollo psicosexual", y es que, "sabe mucho porque ha visto mucho y lo tiene en su cabeza".

No obstante, no se puede prever las consecuencias que las actuaciones provenientes del acusado pueden tener en el menor en un futuro, aunque cabe la posibilidad de que en sus relaciones sentimentales "pueda sentir desprecio hacia la otra persona", atendiendo a los visionados que ha presenciado a tan corta edad.