Publicado 03/02/2021 17:39CET

Fetave ve "muy positiva" la puesta en marcha en Euskadi de medidas de apoyo a las agencias de viajes

Solicita al resto de Comunidades Autónomas que sigan los pasos del País Vasco y pongan en marcha medidas en esa línea

BILBAO, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Federación Empresarial de Asociaciones Territoriales de Agencias de Viajes Españolas (FETAVE) y su asociación en Euskadi AEAVE han calificado "muy positiva" la puesta en marcha de las medidas de apoyo directo anunciadas por el Gobierno Vasco, primera Comunidad Autónoma que "comprende la realidad que vive el sector en estos momentos, con unas ayudas directas de una cuantía que, si bien no son la salvación para las empresas, sí sirven para dar un respiro y halo de esperanza para muchas".

En un comunicado, AEAVE-FETAVE ha anunciado que seguirá trabajando para desarrollar y apoyar, en colaboración con la Dirección de Turismo, todas las posibles líneas futuras de ayudas que afecten positivamente al global de agencias de viajes que operan legalmente en el País Vasco con presencia física y personal propio contratado.

En este sentido, considera "indispensable y urgente" acelerar las medidas de apoyo directo al sector turístico y, en concreto, a las agencias de viajes como sector económico "más afectado por la crisis tanto en porcentaje de pérdidas de facturación, como de empleados en situación de ERTE, bajo número de recuperados de ellos y cifras de reducción de empleo".

Hasta este momento, las Comunidades Autónomas con competencia exclusiva en materia turística y también sanitaria, al tiempo que administraciones competentes para aprobar esas ayudas directas a la actividad, "no han acordado ninguna acción relevante que pueda calificarse como tal", ha lamentado.

Por ello, FETAVE ha solicitado al resto de Comunidades Autónomas que sigan los pasos del País Vasco, y pongan en marcha medidas en esa línea, teniendo como referencia de importes de los apoyos el 5% de la pérdida de facturación de 2020 respecto a 2021, sea cual sea la fórmula bajo la que se otorguen (por empleados, agencias, facturación, etc.), creyendo que "sería deseable que pudiera establecerse una cierta coordinación y armonización de las ayudas entre Comunidades Autónomas en el marco de la Conferencia Sectorial".

Además de estas ayudas directas referidas a 2020, FETAVE reclama planificar los apoyos correspondientes a 2021, en el que la Semana Santa, en estado de alarma y con altos niveles de contagio, está "económicamente muerta y la temporada de verano se presenta muy complicada" con un nivel de actividad oscilante entre el de 2020 y no más del 50% del de 2019, lo que impactará en el empleo.

Por ello, ha pedido al Gobierno, sindicatos y representación empresarial pactar en el actual periodo hasta mayo la regulación de los ERTE y de los "inevitables" ajustes empresariales al menos hasta diciembre de 2021 "porque no es asumible, ante una crisis que durará al menos hasta 2024 como perspectiva más optimista, continuar con un marco de decisiones a tres meses vista".

En su opinión, hay que prever una hoja de ruta del sector turístico, y de la agencias en concreto hasta "probablemente 2025 (año en el que es razonable, acorde a las previsiones actuales, que el sector turístico recupere los niveles de demanda de 2019), en el que se establezcan apoyos a la actividad empresarial para estabilizar empleo, planes de promoción turística para los mercados exteriores y el mercado doméstico, regulación estable de ERTE que no debe ser más restrictiva que la vigente, mecanismos y planes de formación para los excedentes laborales del proceso de recuperación de demanda".

Junto a los apoyos demandados a las Comunidades Autónomas, FETAVE ha solicitado apoyos y compromisos con el sector de agencias de viajes a sus proveedores y especialmente a los de Sistemas de Distribución (Amadeus, Sabre, Travelport) para adecuar los contratos en su parte fija a la situación de cierre de muchas agencias, a las entidades financieras para incrementar plazos de amortización y carencia en línea de los prestamos ICO a los créditos concedidos, sin ser ICO como alternativos a estos y a los arrendadores de locales no incluidos en la normativa del gobierno, para acomodar alquileres temporalmente y todo ello para facilitar la continuidad empresarial y el mantenimiento del empleo en el sector de agencias de viajes.

Para leer más