Publicado 26/08/2020 17:37:05 +02:00CET

Las Palmas de Gran Canaria refuerza la vigilancia en playas y zonas altas por la alerta de altas temperaturas e incendio

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 26 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha reforzado la vigilancia en playas y zonas alta de la ciudad ante la situación de alerta máxima por altas temperaturas y por riesgo de incendio forestal que se prevé permanezca hasta el fin de semana.

Este dispositivo se ha diseñado en una reunión del Plan de Seguridad y Emergencias Municipal (PEMULPA) celebrada este miércoles ante la situación de alerta máxima en el municipio por altas temperaturas y el mantenimiento de la alerta por riesgo de incendio forestal.

De este modo, para responder a la subida de las temperaturas, el Consistorio ha activado un plan de prevención formado por Policía Local, Bomberos y la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil, según informó el Ayuntamiento en nota de prensa.

Así, se prevé un refuerzo adicional al dispositivo de seguridad con motivo del coronavirus de Policía Local y Protección Civil en las playas del municipio para informar y actuar en caso de que fuera necesario. A ello se suman los trabajos de control y vigilancia por el cumplimiento de las medidas sanitarias, tales como el uso correcto de la mascarilla y el distanciamiento físico por parte de la policía capitalina.

También prevé reforzar su presencia en las playas y ante la subida generalizada de las temperaturas que conllevará riesgo de incendio forestal, Protección Civil realizará labores preventivas en la zona alta de la ciudad donde se concentran los espacios con mayor riesgo.

Por su parte, el concejal de Seguridad y Emergencias de Las Palmas de Gran Canaria, Josué Íñiguez, explicaba que el objetivo de este operativo es "vigilar que se cumplen todas las medidas sanitarias y de seguridad en las playas en un fin de semana en el que se prevé una mayor afluencia ante el aumento de las temperaturas y, por otro lado, evitar posibles fuegos y lograr una rápida actuación, minimizando así sus efectos".

Por ello, también ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para que extreme las precauciones ante las altas temperaturas y se recuerda que, en aplicación del PEMULPA, se establecen una serie de recomendaciones y prohibiciones, tales como no tirar cerillas, fósforos o colillas, ni cualquier residuo o material combustible susceptible de originar un incendio, como botellas u objetos de cristal.

También está prohibido encender fuego en los campos, salvo en las zonas recreativas habilitadas para ello y para quemar rastrojos, debiéndose comunicar primero a los servicios de prevención de incendios del Cabildo insular.

Por otro lado, para protegerse de las altas temperaturas recomienda permanecer en lugares protegidos del sol el mayor tiempo posible, así como evitar hacer deporte en las playas o el campo.

Además, pide a los ciudadanos cuidar el medioambiente, ya que los incendios devastan lo que encuentran a su paso generando destrozos e incluso poniendo en peligro a otras personas. Por último, señalan que ante cualquier emergencia se encuentran disponibles los teléfonos 112, 092 y 080.