Viajar y ahorrar es posible, ¿intercambiamos nuestras casas?

Actualizado 24/07/2016 13:05:33 CET
Intercambio de casas
PEXELS

   MADRID, 24 Jul. (EPTURISMO) -

   Desde las más tradicionales a las más novedosas, son muchas las opciones a las que se puede acudir cuando se está buscando alojamiento para pasar las vacaciones. El hospedaje, junto al medio de transporte elegido, es lo que más desembolso provoca a los viajeros.

   Sin embargo, ¿te imaginarías viajando y no pagando nada por el alojamiento en vacaciones? Gracias al intercambio de casas esto es posible. Esta fórmula, que consiste en cambiar una vivienda principal o secundaria con la de otra persona, se está posicionando como uno de los principales modos de vivienda vacacional para los turistas.

   Esta forma de viajar, que se ha reinventado gracias a Internet y las nuevas tecnologías, es accesible para todos, ofrece experiencias más auténticas y una forma de viajar más flexible.

   Además, el ahorro por usar esta modalidad, que puede ser superior al 40% del presupuesto vacacional, va más allá del dinero que se pagaría por el hospedaje, ya que existe la posibilidad de cocinar en la casa en vez de salir a comer fuera e incluso algunos propietarios están dispuestos a prestar su coche durante el intercambio.

   España ya es el segundo país a nivel mundial, sólo por detrás de Francia, en número de intercambios vacacionales de vivienda, según la plataforma de intercambio de casas Guest to Guest.

   Los 'millennials' europeos, la generación tecnológica, son los que más prevén aumentar su consumo en este tipo de plataformas corporativas en 2016, según los datos del Barómetro Vacacional de Europe Assitance.

VENTAJAS DEL INTERCAMBIO DE CASAS

   Esta fórmula de economía colaborativa permite tener alojamiento gratuito durante las vacaciones, viajar cuando y donde se quiera y experimentar una forma más auténtica de viajar, ya que gracias a esta modalidad de alojamiento se puede vivir como un local allá donde se vaya, según la plataforma Guest to Guest.

   Además, los huéspedes pueden sugerirte sus restaurantes favoritos, lugares de interés turístico, fiestas o festivales que harán que disfrutes de la estancia aún más.

   "Durante el intercambio, intentas ser lo más respetuoso con la casa de los otros miembros", afirma uno de los usuarios de la plataforma.

CONSEJOS PARA UN INTERCAMBIO DE ÉXITO

   Es habitual que se sienta cierta reticencia o desconfianza cuando no se ha realizado con anterioridad el intercambio de casas. Por ello, es importante que se especifiquen ciertas reglas sobre lo que quieres que se haga en tu casa y lo que no.

   Asimismo, si como anfitrión no vas a estar en casa para dar la bienvenida, deberás contactar con un vecino o persona de confianza que pueda recibir a los invitados, que les entregue las llaves y les explique el funcionamiento del equipamiento de la casa.

   Especificaciones tales como dónde está la contraseña del WiFi o si hay que alimentar algún animal durante la estancia también serán necesarias. Por otro lado, es conveniente que se prepare un espacio para que los inquilinos guarden sus cosas.

   Por su parte, los visitantes deberán tener en cuenta las especificaciones del propietario y deberán dejar la casa tal y como estaba antes del intercambio.

¿CÓMO USAR GUEST TO GUEST?

   La plataforma de economía colaborativa se utiliza a través de un sistema llamado 'GuestPoints', que recompensa la hospitalidad de sus usuarios. Cada vez que el anfitrión invita a un miembro Guest to Guest a su casa este entrega una cantidad de 'GuestPoints' de agradecimiento. Cuantos más 'GuestPoints' se recopilen más fácil es ser invitado a donde se desee.

   Este sistema de bonificaciones se calcula automáticamente por el sistema teniendo en cuenta el tamaño de la casa y otro tipo de utilidades presentes en la misma. Los 'GuestPoints' se pueden ganar invitando miembros a su casa, a través de un sistema de verificación, que tiene un coste único de 25 euros, completando el perfil personal y el de casa e invitando amigos.

   Los intercambios pueden ser recíprocos, se puede ir a la casa de alguien, que a su vez se alojará en la tuya, o pueden ser no simultáneos, ya que se pueden elegir distintas fechas para realizar el cambio.

VIAJAR CON TRANQUILIDAD

   A pesar de que es un servicio totalmente gratuito, Guest to Guest ofrece la posibilidad de adquirir servicios adicionales de pago para realizar los intercambios con total seguridad. Concretamente, la plataforma ofrece una fianza, que la determina el anfitrión y que tiene un coste del 3,5% de la cantidad de la misma, un seguro, que va desde los 4 euros a los 35, además del sistema de verificación.