Cuatro estrena 'La isla de los nominados'

Actualizado 12/07/2010 22:56:30 CET

MADRID, 12 Jul. (OTR/PRESS) -

Mezcla de humor y parodia de programas muy conocidos con las típicas nominaciones, expulsiones, normas... 'La Isla de los Nominados' es una serie con formato de falso-reality que deriva en una microcomedia, un espectáculo con las típicas avenencias y desavenencias de un 'zoológico humano' que muestra lo duro que es la convivencia. La nueva apuesta de Cuatro para el verano se estrena este martes a las 21.35 horas.

Los actores de Muchachada Nui se incorporan al reparto. Joaquín Reyes da vida a Vicente, un mago que, debido a un trágico accidente durante uno de sus asombrosos números, perdió el favor de su público, al que electrocutó, y a su amada ayudante Jane, desaparecida en extrañas circunstancias durante el espectáculo. Hundido en la miseria, se apunta al concurso en busca de dinero, pero lo que encontrará en la isla será bien distinto: como sucediese en Perdidos, Vicente se encontrará en el Pacífico con el amor de su vida.

Raúl Cimas se pone en la piel de Marcos Espósito, al que los productores llevaron a la isla para conocer a su madre (Josele Román), y todavía está esperando a que alguien le saque de allí. Criado por unas monjas en un convento de Soria, Marcos imparte clases de dibujo técnico en el colegio adjunto a su convento. En la isla, rodeado de una panda de miserables corruptos, egoístas y falsos, echará de menos como nunca a sus queridas monjas.

La vida en la Tierra se ha extinguido. Los concursantes de un reality viven abandonados a su suerte en la isla remota que sirvió de escenario al programa. Las estúpidas reglas del concurso, que en su día fueron la base del juego, son hoy sus normas de vida. Los nominados son la última esperanza de que la Humanidad sobreviva. Pero ellos ajenos a todo, siguen jugando.

La 'Isla de los Nominados' es una microcomedia de situación, grabada en un decorado en el que se recrean varios ambientes de una isla desierta en el Océano Pacífico. Los clásicos sets de playa exótica, cabaña rústica, cueva enigmática, idílica cascada o selva amenazadora sirven de marco a las aventuras de los personajes. La serie cuenta con casi una veintena de intérpretes, entre los que hay de todo: veteranos, neófitos, rostros conocidos y muchas caras nuevas. La isla es una serie de sketches en la que se despliega un amplio abanico de 'humores' que van de lo bufo a lo absurdo y de lo grotesco a lo fantástico.

La parodia de series o programas muy conocidos es sólo una excusa para bucear en los entresijos de la convivencia. El mecanismo de nominaciones, expulsiones y normas, vacío de sentido, deja al aire lo que de ridículo tiene siempre nuestro comportamiento. Así que es mejor

olvidar las referencias y sumergirse en el espectáculo que ofrecen los ejemplares de este peculiar 'zoológico humano'.