Aragón adeuda compensaciones por daños producidos por ataques de oso en 2014 y 2015

Oso pardo en el Pirineo de Catalunya
GENCAT
Actualizado 21/08/2016 14:02:48 CET

ZARAGOZA, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Aragón adeuda compensaciones por daños producidos por ataques de oso pardo a explotaciones ganaderas o agrícolas de la Comunidad en 2014 y 2015. En concreto, están pendientes de abonarse algunos de los expediente de esos dos años, no todos, y los generados en 2016.

Fuentes del Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Ejecutivo autonómico han explicado a Europa Press que no existe una convocatoria específica de ayudas por ataques de oso, pero sí se abonan a los ganaderos por los daños ocasionados en los ataques que se producen cada año, que suelen se una media de 6 a 8.

Para eso, se realiza un expediente administrativo que se tramita de acuerdo con la orden de 31 de marzo de 2003, del antiguo Departamento de Medio Ambiente, por la que se establecen medidas para la protección y conservación de las especies de fauna silvestre en peligro de extinción.

El procedimiento no es exclusivo para el oso pardo, si bien prácticamente todos los expedientes suelen ser en relación con esta especie. Existe un baremo que se utiliza para compensar los daños, entre los que se incluye los productivos al ganado ovino, caprino y bovino y a explotaciones apícolas y agrícolas.

Hasta 2010, hubo una convocatoria específica de ayudas para compensar los costes indirectos provocados por la presencia de oso pardo, que se combinaba con otra para explotaciones ganaderas ubicadas en Red Natura 2000.

Sin embargo, la presencia testimonial del oso en Aragón, con un máximo de dos ejemplares, hace que sean muy pocos los ganaderos que realmente se ven afectados por lo que se optó por tramitar los expedientes cuando se producen los daños en vez de realizar una convocatoria general, han apuntado las mismas fuentes.

RETRASOS

Desde el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad han precisado que habitualmente lo pagos se realizaban con una demora de tres o cuatro meses desde que se produce el ataque, si bien en los últimos dos años ha habido retraso en alguno de los expedientes por la situación económica de bloqueo en la disponibilidad de créditos o por discrepancias en los informes de la Intervención.

Al margen de los expedientes para el abono de los daños, existen acciones directas de apoyo a la ganadería que se abordan anualmente en función de la disponibilidad presupuestaria, como la compra y cesión a ganaderos de perros mastines; cesión de vallados electrificados; mejora de infraestructuras en los puertos de verano --abrevaderos, vallados para el ganado-- y mejora de pistas de acceso a puertos, entre otros, han concluido desde el Ejecutivo autonómico.


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies