Javier Fernández pide "superar la dictadura del instante" porque Asturias seguirá creciendo "en próximos ejercicios"

Fernández (derecha) en la entrega del premio a Martínez Albéniz.
ARMANDO ALVAREZ
Actualizado 22/09/2015 21:10:34 CET

OVIEDO, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Asturias, Javier Fernández, ha llamado este martes a superar la "dictura del instante" y la política "cortoplacista", porque está convencido de que Asturias "están en condiciones de proseguir su crecimiento en próximos ejercicios".

En su dicurso en la entrega del premio Sabadell-Herrero a la Investigación Económica, a Víctor Martínez Albéniz, Fernández ha destacado los esfuerzos de su Administración, reflejados en diversos indicadores económicos, para mostrar su optimismo ante el futuro de la situación económica de la comunidad.

"Sobre la situación de Asturias, hay razones serias para el optimismo pese a todos los problemas que están planteados y también pese a que no esté de moda decirlo", ha señalado, recordando que "la previsión de crecimiento de la industria durante los próximos ejercicios (un 3,3 calcula el panel de FUNCAS para 2016) puede beneficiarnos especialmente y contribuir a recortar el altísimo nivel de desempleo que aún padecemos".

"Les aseguro que a poco que se despejasen incertidumbres -por ejemplo, la que atenaza a las empresas que consumen mucha electricidad o la revisión del sistema de financiación autonómica, ambas dependientes del Gobierno de España_, Asturias está en condiciones de proseguir la recuperación económica a lo largo de los próximos ejercicios. Algo que, por supuesto, me gustaría seguir celebrando con ustedes", ha añadido.

Ha apuntado que solo Canarias, Madrid y País Vasco cuentan con una ratio de endeudamiento sobre PIB más favorable que Asturias, y en cuanto a deuda por habitante, "únicamente Extremadura y Canarias tienen una mejor relación en el conjunto del pelotón autonómico".

"Si se trata de cumplimiento de los objetivos de déficit, nuestros resultados han estado también entre los mejores del conjunto de las comunidades autónomas, y más allá de nuestras discrepancias con la distribución horizontal y vertical de esos objetivos, que nunca nos favorecieron, su cumplimiento es una constatación del rigor financiero y presupuestario de una Administración", ha comentado el presidente.

Ha mencionado los 13,35 días de plazo medio de pago a proveedores, "que nos incluye entre las comunidades que con más diligencia cumplen con esta obligación", además de "los datos sobre los resultados del sistema educativo, la calidad de nuestra sanidad y la cobertura de los servicios sociales, que también se incluyen entre los más eficientes".

Según el presidente, "esos datos sólo indican como sorteamos las curvas del camino, que ahora son muchas, con la vista puesta en un horizonte que no puede alcanzarse en el corto plazo". Ha reconocido que "el crecimiento inferior a la media en una comunidad que ha sufrido una reconversión de su estructura económica básica como ninguna otra y que tiene un problema estructural de envejecimiento achacable a razones muy complejas que está en la raíz de nuestra endémica tasa de actividad y en nuestros altos costes sanitarios y de servicios sociales. Estos asuntos exigirían un análisis y unos planteamientos que trascienden de un gobierno, un partido y una legislatura".

Según el mandatario autonómico, "hoy la política está regida por un cortoplacismo (al que antes aludía) y un tacticismo (al que ahora aludo), que impiden abordar asuntos complejos que, por definición, exigen perspectiva a largo plazo y amplios acuerdos".

Por eso ha llamado a "superar la dictadura del instante". "Debemos recuperar una visión estratégica del equilibrio entre el corto y el largo plazo y pensar que lo que puede ser un éxito visto de cerca, puede ser un fracaso visto de lejos (y al revés)", ha matizado Fernández.