Sáez Aguado no renuncia a las oposiciones de enfermería

Actualizado 24/11/2015 9:37:38 CET

VALLADOLID, 23 Nov. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, ha asegurado que no renuncia a que se reactive la convocatoria de plazas de enfermería cuando el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León TSJCyL) se pronuncie sobre el fondo del recurso presentado por la Administración General del Estado, ha reiterado su disculpas a los opositores que han visto frustradas sus esperanzas y ha pedido hablar de futuro porque han "movido ficha" y han planteado en la Mesa Sectorial iniciativas para mejorar la estabilidad en el empleo.

Sáez Aguado se ha expresado así durante su comparecencia en la Comisión de Sanidad de las Cortes de Castilla y León, donde ha comparecido a petición propia y también a petición de los grupos parlamentarios para explicar lo ocurrido con la convocatoria de oposiciones de 554 plazas de enfermería, suspendidas cautelarmente por el TSJCyL tras el recurso del Estado.

En este contexto, el consejero ha reiterado que la intención de la convocatoria era proporcionar mayor estabilidad en el empleo y ha reiterado sus disculpas por la frustración de las expectativas generadas entre los más de 22.000 candidatos a las plazas y ha asegurado que harán "todo los esfuerzos posibles para reactivar esta convocatoria y acelerar el trabajo para hacer posible una nueva convocatoria en los primeros meses del próximo año".

El consejero ha recordado que la Administración General del Estado ha utilizado como argumentos las limitaciones vinculadas a las tasas de reposición desde el año 2009 en los Presupuestos Generales del Estado, sin tener en cuenta las tasas de interinidad, y el plazo que marca el Estatuto Básico del Empleado Público (EBEP) de 2007 para ejecutar el desarrollo de las ofertas de empleo público.

Dicho esto, ha incidido en que la tasa de interinidad de la categoría de enfermero es en 2015 de un 19 por ciento, con 1.677 puestos ocupados por interinos, y precisamente la convocatoria, además de atender las demandas de los profesionales y las organizaciones que las representan, pretendía avanzar en la estabilidad del empleo, algo que se hizo frente a la alternativa de no convocar plaza alguna.

La decisión, ha explicado, se produjo en el momento "adecuado" desde el punto de vista del procedimiento administrativo, tras la aprobación de la Oferta Pública de Empleo en marzo de 2015 y las negociaciones de las bases en la Mesa Sectorial para su publicación en mayo.

Además, ha aclarado que la decisión "no se adopta ni contradiciendo conscientemente la Ley ni desconociéndola" porque como en los casos de Asturias o Andalucía se han producido pronunciamientos jurisdiccionales que habían avalado interpretaciones y conductas de otras administraciones iguales que la de la Junta.

AVALADOS POR PRECEDENTES

Asimismo, ha señalado que hay administraciones que han realizado convocatorias similares como la del Servicio Canario de salud, que aún sigue viva y "nadie ha paralizado o suspendido", pero además ha recordado sentencias de los tribunales superiores de Asturias o Andalucía e incluso de la Audiencia Nacional que avalarían su postura, razones que sustentaron su decisión.

En cualquier caso, ha recordado que se trata de una situación "no resuelta" y que la suspensión cautelar no prejuzga el resultado final del procedimiento, por lo que ha asegurado que no se renuncia a esta convocatoria y además cree que "corresponde hablar del futuro" porque tras la suspensión han "movido ficha" y han planteado varias iniciativas en la Mesa Sectorial para mejorar la estabilidad en el empleo y atender a las "expectativas frustradas provisionalmente de tantos opositores".

Así, ha recordado que se acumularán las plazas ofertadas en las ofertas públicas de empleo de 2014 y 2015 que cumplen los requisitos señalados en el auto del TSJCyL, un total de 596, a las previstas en la OPE para 2016, unas 682 (a la espera de actualizar los datos a 31 de diciembre).

Además, ha recordado que en la Mesa Sectorial se ha aprobado un acuerdo para pedir que se eliminen las restricciones impuestas en los últimos años en las ofertas públicas de empleo y habilitar para la cobertura de plazas ya ocupadas por personal interino en las instituciones sanitarias.

El consejero, que ha aclarado que no se plantea dimitir, ha respondido a la oposición que por el momento, al no haberse resuelto el asunto en el Alto Tribunal castellanoleonés, no se contempla por el momento la devolución de las tasas o cuestión alguna relacionada con posibles demandas por daños y perjuicios que se pudieran plantear.

Sáez Aguado también ha señalado que en materia de recursos humanos "siempre hay riesgos" de que alguien recurra las convocatorias y ha asegurado que en los últimos diez años se han convocado 164 procesos selectivos, de los que sólo nueve han exigido o conducido a pronunciamientos en los tribunales para modificar las bases o algún aspecto de la convocatoria, lo que supone un 4,7 por ciento.

Asimismo, ha rechazado un carácter electoralista la convocatoria o supuestas "guerras internas" en el PP sino discrepancias que considera más de orden administrativo que de otro carácter y ha asegurado que el Gobierno de Castilla y León pone por encima los intereses de la Comunidad incluso por encima de otros y ha puesto como ejemplo las críticas al modelo de financiación autonómico o que promoviera un recurso contra el copago sanitario.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies