Mascarell asegura que el Museu del Còmic es un "proyecto de presente" aunque debe concretarse

Mascarell Contemplando Una Maqueta Del Museu Del Còmic De Badalona
EUROPA PRESS
Actualizado 14/04/2011 17:19:02 CET

BARCELONA, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

El conseller de Cultura de la Generalitat de Catalunya, Ferran Mascarell, ha asegurado que el Museu del Còmic que se está construyendo en Badalona es un "proyecto de presente", aunque ha puntualizado que es necesario definirlo con claridad y establecer un proyecto de gestión.

Ante los rumores que apuntaban a una paralización del proyecto, Mascarell ha asegurado --en un encuentro con periodistas durante la inauguración del Saló Internacional del Còmic de Barcelona-- que sigue adelante, pese a que es necesario saber "quién se hará cargo del museo y quién será su propietario", cosa que según el titular de Cultura no se concreta en los pre acuerdos firmados por el Ayuntamiento de Badalona y los antiguos responsables de Cultura de la Generalitat.

La primera fase del futuro museo está terminada, ya que el Consistorio badalonés aportó tres millones de euros para realizar las obras de rehabilitación de la antigua fábrica donde se situarán las instalaciones y la Conselleria aportó 300.000 euros para elaborar un primer proyecto técnico.

La inauguración del centro estaba prevista para 2014: "No es una fecha imposible y en principio el calendario se mantendrá, pero no puedo asegurar nada hasta que sepamos con exactitud los requerimientos económicos y se clarifique quién controlará la gestión", ha señalado.

Sobre el contenido que albergará el Museu del Còmic, ha considerado que es importante definirlo con claridad para preservar el patrimonio del cómic y las novelas gráficas y generar cultura.

Además, ha resaltado el papel fundamental que tienen los cómics como motor de lectura y ha reconocido que él mismo se hizo un gran lector al descubrir las aventuras del Capitán Trueno.

EL AYUNTAMIENTO DE BARCELONA APOYA LA UBICACIÓN

El delegado de Cultura del Ayuntamiento de Barcelona, Jordi Martí, ha apoyado la construcción del Museu del Còmic en Badalona, y ha asegurado que es necesario "tener en cuenta la Barcelona real", a la que ha definido como 'Barcelona del Metro'.

"Su ubicación es un gran acierto porque ampliará la centralidad cultural aportándole un carácter metropolitano", ha asegurado.

Además, ha señalado que ayudará a crear un "corredor cultural" que sigue la línea de costa y que va desde Montjuïc --donde se han descubierto unos restos arqueológicos que se convertirán en museo-- hasta Badalona, y que potenciará el carácter cultural de la ciudad.