El Metro de Barcelona tiene menos microorganismos que centros de salud y aeropuertos

Vagón del Metro de Barcelona
TMB
Publicado 19/01/2017 13:38:48CET

   BARCELONA, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

   Un estudio elaborado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (Csic) ha constatado que el Metro de Barcelona tiene menos microorganismos en el aire que los centros de salud y los aeropuertos, ha informado Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) este jueves en un comunicado.

   Un equipo de investigadores del Centre d'Estudis Avançats de Blanes (Ceab-CSIC) y del Institut de Diagnosi Ambiental i Estudis de l'Aigua (Idaea-Csic) han elaborado el primer catálogo de microorganismos del aire del Metro de Barcelona utilizando técnicas genéticas.

   El artículo, publicado en la revista 'Indoor Air Journal', analiza la calidad del aire de la estaciones de metro y del interior de los vagones para conocer las dinámicas y fluctuaciones que se producen en este medio a lo largo del año y en cualquier hora del día.

   La mayor parte de los microorganismos encontrados --10.000 bacterias por metro cúbico de aire-- "son inocuos" para las personas, y las bacterias de origen humano --incluidas en los patógenos potenciales-- presentan una proporción por debajo del 2%, según el estudio, que forma parte del proyecto europeo 'Improve Life'.

   "La red de metro de Barcelona no es un punto de exposición de riesgo biológico importante y los viajeros no son la fuente principal de microorganismos en el aire", ha destacado el investigador del Ceab-CSIC Xavier Triadó.

   Este hecho puede explicarse por la afluencia media-baja de usuarios que había en el momento del mostreo y a la elevada renovación del aire que hay, según el científico.

    "Posiblemente, también por este motivo, la presencia del virus era notablemente más baja que la detectada en otros estudios hechos en centros de salud y aeropuertos", ha añadido Triadó.

   Ha destacado que el estilo de vida actual provoca que los ciudadanos pasen el 90% del tiempo dentro de espacios cerrados donde el aire podría ser un canal de transmisión de algunos patógenos, por lo que "monitorizar la calidad del aire de estos ambientes es importante".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies