La Confederación Gonzalo Anaya cree que el anuncio de Font de Mora puede perjudicar al valenciano

Actualizado 30/05/2011 18:59:02 CET

VALENCIA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

La Confederación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) Gonzalo Anaya ha destacado que los programas lingüísticos "viene funcionando sin problemas ni conflictos y con el consenso de la comunidad educativa y en cumplimiento de la Llei d'Ús i Ensenyament del valencià" y, por ello, no ve necesario "convertirlos en un modelo único como el gallego que podría provocar desequilibrios lingüísticos y acabar perjudicando a la lengua minoritaria".

La Gonzalo Anaya se ha expresado en estos términos en un comunicado después de que el conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, haya anunciado que su departamento ha elaborado un borrador de decreto que prevé, para la enseñanza sostenida con fondos públicos, la existencia de una sola línea que integraría los dos idiomas oficiales y la lengua extranjera, en la que no se podrá impartir menos de un tercio en castellano y valenciano ni más de un tercio en inglés.

Para implantar un modelo educativo plurilingüe, los representantes de las AMPA han instado a la administración a llegar a un consenso con la comunidad educativa. "Consideramos que hablar de plurilingüismo en la escuela, es hablar de un proceso complejo" y, por tanto, que "debe contar con el apoyo de todos los miembros de la comunidad educativa, ha destacado el presidente de la Confederación Gonzalo Anaya, Luis Deltell, quien espera que la administración les emplace a "debatir el documento y a llegar a acuerdos".

La postura de los representantes de las Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos es la de la continuidad de las líneas en valenciano y en castellano con la incorporación progresiva de la lengua extranjera "sin que la lengua minoritaria se pueda ver perjudicada".

Según ha destacado Deltell, "estamos a favor de un modelo educativo plurilingüe en el que se asegure la competencia lingüística de tres o más lenguas curriculares, sin que la lengua minoritaria el valenciano se vea perjudicada o en claro desequilibrio".

Desde la Confederación Gonzalo Anaya han pedido a la Conselleria de Educación que responda a una serie de cuestiones que preocupan a las madres y padres y que se presentaron por escrito en la Mesa de Padres del 23 de febrero cuando se trató el borrador de la Orden de Centros Plurilingües y sobre las que no ha obtenido respuestas.

Las cuestiones tienen que ver con las competencias lingüísticas que adquirirán los escolares, los recursos de los que dispondrán los centros educativos plurilingües y su continuidad en etapas superiores, así como el compromiso que adquiere la administración para su desarrollo.