La fiscal general de Venezuela advierte de que la Constituyente podría consolidar la "dictadura" de Maduro

Luisa Ortega Díaz
REUTERS / CARLOS GARCIA RAWLINS
Publicado 25/07/2017 17:59:16CET

CARACAS, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

La fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega Díaz, ha advertido de que la Asamblea Constituyente es un intento del presidente, Nicolás Maduro, para "perpetuarse en el poder" porque tiene "miedo" a someterse a unas elecciones, por lo que, de elaborarse una nueva Carta Magna en base a la 'hoja de ruta' diseñada por el 'chavismo', podría consolidarse una "dictadura".

En una entrevista publicada este martes por el diario venezolano 'El Nacional', Ortega Díaz ha reiterado que la Asamblea Constituyente "es inconstitucional" porque "nadie puede convocarla sino el pueblo". Además ha alertado de que "la oferta es engañosa porque no va a resolver los grandes problemas de la alimentación, de los hospitales, de la inseguridad".

El verdadero objetivo que persigue Maduro con la Asamblea Constituyente, ha sostenido, es "perpetuarse en el poder, mantener sometido al pueblo, plagarlo de hambre y miseria, angustia y desesperanza". "El presidente (Hugo) Chávez era un humanista, un hombre con vocación democrática y muy respetuoso del derecho del otro y que nunca tuvo miedo de someterse a unas elecciones. Maduro sí lo ha tenido, evidentemente", ha apostillado.

Ortega Díaz ha considerado que, "aunque todavía tenemos algunos visos que nos indican que no hemos llegado a ser una dictadura en su totalidad, hay acciones del Ejecutivo que son dictatoriales" --"ni en la Cuarta República hubo tantas violaciones de los Derechos Humanos como ahora"-- y ha alertado de que la Asamblea Constituyente podría consolidar la "dictadura" en ciernes.

Así las cosas, ha considerado que "todos los ciudadanos" pueden valerse del artículo 333 de la Constitución, que impone a los venezolanos el "deber" de colaborar para restablecer su vigencia en el caso de que "dejara de observarse". En concreto, ha ratificado su apoyo a las manifestaciones, pero ha subrayado que deben ser pacíficas. "Lo que no estoy de acuerdo es con la violencia", ha incidido.

La fiscal general se ha mostrado dispuesta una vez más a "hacer todo lo que esté en sus manos" para frenar la Asamblea Constituyente. Sin embargo, ha reconocido que tiene un margen de acción limitado porque el mayor recurso, que sería solicitar al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que someta a un antejuicio de mérito a Maduro por incumplir su deber, no es posible.

"Estamos frente a un Tribunal Supremo de Justicia ilegítimo (...) ¿Ante qué autoridad puedo hacer una solicitud de antejuicio de mérito contra cualquier alto funcionario?", ha planteado y ha recordado que, frente a peticiones anteriores, el TSJ se ha posicionado siempre para "satisfacer" a Maduro. "Es el brazo ejecutor del Poder Ejecutivo", ha denunciado.

ASAMBLEA CONSTITUYENTE

Maduro ha convocado una Asamblea Constituyente esgrimiendo que es la única forma de devolver la paz social a Venezuela, que desde abril sufre una nueva ola de violencia por la represión de las protestas contra el Gobierno, que ya han dejado más de cien muertos.

El 30 de julio los venezolanos elegirán a los 545 miembros de la Asamblea Constituyente, de los cuales 173 saldrán de sectores afines al 'chavismo' y 364 tendrán carácter territorial, a lo que se suman ocho representantes indígenas que serán elegidos el 1 de agosto.

La MUD --coalición opositora-- ha denunciado que la Asamblea Constituyente es un intento de Maduro para perpetuarse en el poder. La Organización de Estados Americanos (OEA) y numerosos gobiernos de la región han denunciado una ruptura del orden constitucional en Venezuela por la deriva autoritaria del Gobierno.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies