El embajador español en Cuba reitera a Fariñas la oferta de trasladarle en avión medicalizado a España

Actualizado 29/03/2010 22:06:56 CET

El presidente de la Comisión Cubana de DDHH pide al Gobierno que haga gestiones con el régimen para la liberación de los 26 presos enfermos

MADRID, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

El embajador español en La Habana, Manuel Cacho, conversó telefónicamente este lunes con el periodista disidente cubano Guillermo Fariñas a quien trasladó nuevamente la oferta del Gobierno de enviar un avión medicalizado para que viaje a España y pueda recibir tratamiento médico, oferta que declinó, insistiendo en su petición de que salgan de prisión los 26 presos políticos con problemas de salud.

Según indicó a Europa Press la portavoz de Fariñas, Licet Zamora, Cacho habló personalmente con Fariñas a primera hora de esta mañana después de que lo hubiera hecho el consejero político de la Embajada, Carlos Pérez Desoy, que ha estado en contacto con el periodista en las últimas semanas desde que comenzó la huelga de hambre a raíz de la muerte del preso político Orlando Zapata.

En esta conversación telefónica, la primera de la que se tiene conocimiento entre el embajador y el periodista, Fariñas "les dijo que rechaza el avión" que ofrece enviar el Gobierno español y que sería "una lástima que se gastara gasolina" en ello, explicó Zamora.

En este sentido, desde su habitación en el hospital de Santa Clara en el que está ingresado desde hace casi dos semanas, pidió al embajador que "la propuesta se haga a los 26 presos políticos con problemas de salud cuya vida está en riesgo para que se recuperen", añadió la portavoz del disidente cubano.

Según Zamora, Fariñas rechaza la oferta española "porque no quiere ser exiliado" y porque considera que tras más de un mes de huelga de hambre para reclamar la liberación de los citados 26 presos políticos, "sería un descrédito ante el mundo".

Fuentes diplomáticas indicaron a Europa Press que la propuesta que tiene Fariñas sobre la mesa es únicamente el envío de un avión medicalizado a Cuba para que pueda viajar a España y recibir tratamiento por los problemas de salud que presenta tras un mes de huelga de hambre.

Sobre su petición de que salgan de prisión los 26 presos políticos con problemas de salud, el Gobierno le ha explicado a Fariñas que España ya ha hecho gestiones ante las autoridades cubanas para la liberación de todos los presos, en especial aquellos con problemas médicos.

Fariñas sufrió este fin de semana un deterioro de su estado como consecuencia de una infección bacteriológica, pero según Licet Zamora, los médicos "han logrado estabilizarlo" y "parece que están haciendo efecto los antibióticos".

Por su parte, el presidente de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), Elizardo Sánchez, consideró "generosa" la oferta del Gobierno español pero coincidió con Fariñas en su rechazo ya que "le están ofreciendo cambiar una protesta pacífica prácticamente por el destierro".

En declaraciones a Europa Press, Sánchez consideró que en la situación actual "lo que hay que hacer son gestiones con el Gobierno de Cuba, que es el que tiene en sus manos la solución". Según el presidente de este órgano ilegal pero permitido por el régimen, la petición de Fariñas es acorde con la legislación cubana, que contempla la liberación de presos con problemas de salud "de forma rápida". Así pues, destacó, "no habría que recurrir a aviones y cosas espectaculares".

GESTIONES DISCRETAS ANTE EL RÉGIMEN

En este sentido, reclamó "gestiones muy discretas" ante el régimen, no sólo por parte del Gobierno español, al que consideró el "más activo" en este caso, sino por parte de otros países europeos o iberoamericanos como México o Brasil, para que libere a los presos de conciencia enfermos, ya que con eso Fariñas no tendría motivo para seguir su huelga.

En cuanto a la posibilidad de que se ofreciera a Fariñas salir del país para recuperarse y después regresar a Cuba, Sánchez consideró factible que el Gobierno cubano lo autorizara, sobre todo porque sería "sacarle las castañas del fuego". "Sería una solución humana y a la vez apaciguadora", destacó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies