Camacho (PP) afirma que la manifestación es sólo para los que quieren "la independencia"

Sanchez Camacho
EP
Actualizado 10/07/2010 14:40:38 CET

BARCELONA, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del PP de Cataluña, Alicia Sánchez Camacho, ha manifestado su rechazo a la manifestación convocada para este sábado en contra de la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) sobre el Estatut, argumentando que "no es una manifestación en defensa de la unidad de Cataluña, sino en defensa de la independencia de Cataluña de España".

En declaraciones a los medios, Camacho ha asegurado que la movilización es "claramente partidista y electoralista", y que sólo intenta tapar las "incompetencias y el fracaso" del Govern tripartito y los aspectos "no del todo claros que afectan a algunos partidos, como CiU".

"Por mucho ruido que quieran hacer algunos y por el derecho a manifestarse que quieran tener, no representan a la gran mayoría silenciosa del pueblo de Cataluña que se siente tan española como catalana, que actúa con responsabilidad y sentido común, y que quiere un Estatut plenamente constitucional y que represente a todos y cada uno de los catalanes", ha sentenciado.

La líder popular ha añadido que el presidente de la Generalitat, José Montilla, no debería encabezar una manifestación con un lema independentista, lo que ha calificado de ejercicio de irresponsabilidad y de alejamiento de la mayoría del pueblo de Cataluña, refiriéndose también al presidente de CiU, Artur Mas, de quien ha asegurado que "demuestra así su verdadera cara a favor de la independencia".

Camacho ha reiterado su petición al Govern de que avance las elecciones lo antes posible, que gobiernen teniendo en cuenta los problemas reales de los catalanes y que "deje de hacerles el juego a los independentistas".

Asimismo, ha reclamado a Montilla y a Mas que no utilicen la manifestación en nombre de todos los catalanes, "porque sólo es la manifestación de los que quieren la independencia, y no representa a la mayoría del pueblo catalán", y ha vaticinado que "serán más los que no irán que los que sí que irán".

Ha añadido que el responsable de haber llegado a este "embrollo" es el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, argumentando que impulsó y desencalló un Estatut al margen de la Constitución. "Ahora que lo tenemos enmarcado en la Constitución y en un marco de convivencia para todos los catalanes, debemos trabajar desde el consenso para desarrollar un Estatut para todos los ciudadanos de Cataluña", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies