La UPNA adjudica el servicio de telefonía a través de una subasta on-line y logra un ahorro del 35%

Una Imagen De La Sala Desde La Que Se Controló La Puja Electrónica.
EP/UPNA
Actualizado 30/03/2012 20:10:05 CET

PAMPLONA, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Universidad Pública de Navarra ha adjudicado su servicio de telefonía a través de un sistema de subasta on-line y ha logrado ahorrarse un 35% sobre el precio de licitación. Es la primera vez que una institución pública navarra pone en marcha este procedimiento de subasta por puja electrónica y la UPNA valora la posibilidad de extender este sistema a otros contratos de suministro.

El concurso para la contratación de los servicios de telefonía de la universidad tenía un precio de licitación de 460.200 euros y se ha adjudicado a la empresa Telefónica por un importe de 297.595,99 euros, lo que representa una baja del 35,33%.

A la convocatoria, ha explicado la UPNA en un comunicado, se habían presentado un total de cinco operadoras de telefonía. Los concursantes podían presentar ofertas a tres lotes diferenciados de telefonía fija, telefonía móvil y de telefonía IP, un nuevo sistema que permite ofrecer servicios adicionales a los que se prestan a través de las centralitas convencionales. Además, los aspirantes también tenían la posibilidad de realizar una oferta conjunta a través de un lote integrado.

El procedimiento de licitación se había dividido en dos partes. En el primero, los concursantes presentaron la documentación administrativa, la oferta técnica y la oferta económica. Las empresas que superaron esta primera fase pudieron participar en la subasta on-line, en la que se partía de la puntuación que habían obtenido cada una de ellas tras revisarse la documentación y las ofertas técnica y económica.

La subasta se realizó a través de pujas sucesivas que permitían a todos los concursantes conocer al instante la variación que cada nueva oferta producía en las puntuaciones. En periodos de 15 minutos, en primer lugar, y de 7, en los siguientes, se fueron realizando diferentes pujas que concluyeron en el momento en el que no se produjo ninguna oferta nueva que cambiara la puntuación en los últimos siete minutos.