Publicado 18/01/2022 18:30

Navarro dice que "no puede ponerse al frente de una pancarta" quien dejó la sanidad "en estado de deterioro"

Visita al centro de salud de El Limonar
Visita al centro de salud de El Limonar - JUNTA DE ANDALUCÍA

MÁLAGA, 18 Ene. (EUROPA PRESS) -

La delegada del Gobierno andaluz en Málaga, Patricia Navarro, ha asegurado este martes que "no puede ponerse al frente de una pancarta" quien dejó la sanidad andaluza "en estado de deterioro", señalando que Málaga es una de las provincias donde más se ha incrementado la media anual de profesionales sanitarios en activo en Andalucía, con 21.652 profesionales registrados actualmente, frente a los 17.217 de enero de 2018, lo que supone un aumento del 25%.

En la actualidad, la provincia cuenta "con más medios, recursos humanos e infraestructuras sanitarias que nunca", según Navarro, quien ha apuntado que "han sido muchos años de desidia y de abandono que se han notado en las infraestructuras, en el avanzado estado de deterioro que nos hemos encontrado algunas y en la desmotivación entre muchos profesionales sanitarios".

Así, ha indicado que por eso ahora "no puede ponerse al frente de una pancarta, porque no tiene ni autoridad, ni legitimidad, ni credibilidad, quien ha sido autor o cómplice de todo este desaguisado que el Gobierno del cambio se encontró hace tres años en la sanidad pública andaluza".

"No puede ejercer de bombero quién incendió nuestra sanidad pública", ha señalado Navarro, apuntando que en ese caso "en lugar de críticas constructivas, son destructivas, y eso no lo necesitamos ahora, en momento de pandemia; necesitamos responsabilidad, colaboración y que arrimen el hombro y se dejen de titulares facilones para calentar, y permítanme la expresión, a la opinión pública, y contar cuestiones lejos de la realidad".

Según los datos facilitados por el Ejecutivo andaluz, entre los años 2010 y 2018, los gobiernos anteriores de la Junta "suprimieron 7.773 puestos de trabajo en la sanidad pública. Así lo acreditó la Cámara de Cuentas. La tasa de temporalidad era de las más altas de todos los servicios públicos de salud de España".

En enero de 2019, el SAS tenía 95.000 profesionales, y en el mismo mes tres años después, en enero de 2022, cuenta con 125.218 trabajadores; es decir, 30.000 más y un 30% más que al finalizar la anterior legislatura.

La plantilla de personal sanitario (médicos, enfermeros, mantenimiento, gestión y servicios) se ha incrementado en Málaga en 4.435 entre enero de 2018 y enero de 2022. "Con estos datos, Málaga se convierte en la segunda provincia de Andalucía con mayor incremento anual de profesionales contratados por el SAS", ha asegurado Navarro durante su visita a las actuaciones ejecutadas en el centro de salud de El Limonar durante la presente legislatura.

"No hemos despedido a nadie, hemos incrementado la plantilla de la sanidad pública más allá de los refuerzos COVID y con presupuesto autonómico, a pulmón, porque les recuerdo que el Estado ha retirado los fondos COVID", ha añadido.

Así, de los 20.000 contratos extraordinarios que se hicieron, 12.000 han continuado en sus puestos (el 100% de los médicos y el 60% en enfermería), pero al menos tres de cada cuatro de los 8.000 restantes han sido contratados por el SAS para funciones no necesariamente vinculadas a la pandemia. "Es decir, que más del 90% de los refuerzos siguen activos en la sanidad pública andaluza", ha añadido.

Andalucía acaba de aprobar, además, una oferta de empleo público de estabilización con casi 15.000 plazas sanitarias, en la que se incluyen más de 3.000 puestos de facultativos, más de 3.600 de enfermería, 2.500 de auxiliares de enfermería y 1.300 de celadores.
"Este Gobierno ha resuelto la OPE atascada desde 2016 y que son 26.147 plazas, además de convocar las OPE de 2018, 2019, 2020 y 2021", ha apuntado, indicando que también se ha impulsado "el mayor concurso de traslados de la historia del SAS: 15.307 plazas. El último fue en 2014 con 4.640 plazas".

Asimismo, el Gobierno andaluz "ha apostado de forma decidida por la mejora de las condiciones laborales de los profesionales, compromiso personal del presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, al inicio de la legislatura", ha recordado la delegada del Gobierno andaluz en Málaga.

Para ello, ha dicho que se ha trabajado en la fidelización de los profesionales con la equiparación del sueldo de guardias a la media de las comunidades autónomas; en contratos de al menos seis meses y la estabilización, por ahora, del 70% de los eventuales en Andalucía, además de que se ha eliminado la obligación de exclusividad.

"Este año culminará la equiparación salarial con otras comunidades con un incremento del 34% de la hora de guardia y el aumento del 13% la hora de noches y festivos respecto a 2018", ha subrayado, apuntando que también se ha aprobado un nuevo calendario vacunal, con lo que "Andalucía cuenta con uno de los más completos para la infancia, adolescencia y adultos a nivel mundial".

INFRAESTRUCTURAS

La provincia cuenta actualmente "con más hospitales, más centros de atención primaria y más personal sanitario que cuando arrancó la legislatura", ha afirmado, incidiendo, además, en las reformas y ampliaciones hechas en la práctica totalidad de los centros hospitalarios y de salud.

Mientras que la inversión de Salud en 2015-2018 fue de 303 millones, entre 2019 y 2022 --incluyendo lo previsto en el presupuesto este año-- "el Gobierno del cambio triplica la inversión esta legislatura, alcanzando 1.090 millones de euros, que son 787 millones más", ha dicho Navarro.

A estas mejoras se suma el centro de salud de El Limonar, donde se han destinado 256.000 euros "para adecuar sus instalaciones a la época de pandemia con obras en los circuitos de atención, que se mantendrán para incrementar la confortabilidad de los profesionales y de los usuarios".

La delegada ha visitado las nuevas consultas y mejoras junto al delegado territorial de Salud, Carlos Bautista, el concejal del distrito Este, Carlos Conde, el gerente del distrito sanitario Málaga-Guadalhorce, Enrique Vargas, y la directora del centro, Silvia Hazañas.

En lo que va de legislatura se han invertido 32,4 millones de euros en los complejos del Hospital Regional (Civil, Materno y antiguo Carlos Haya), 15 millones en el Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria (que incluye Guadalhorce y Marítimo de Torremolinos).

En los centros hospitalarios de la Axarquía y distrito Norte se han invertido 5,8 y 4,7 millones de euros, respectivamente; tres millones en el Costa del Sol "sin contar con la ampliación ya en marcha", y 1,5 millones de euros en el de la Serranía. Además, se ha referido al impulso realizado respecto a nuevos hospitales, en cumplimiento del "compromiso inquebrantable con los malagueños debido a ese déficit histórico".

En este sentido, ha apuntado la inversión de seis millones para la finalización de obras y puesta en marcha progresiva del Hospital de Estepona; 76 millones en la licitación para la ampliación del Hospital Costa del Sol; y 9,4 millones de euros para la licitación del proyecto --este primer trimestre-- e inicio de las obras del nuevo hospital de Málaga.

Además están en marcha otras actuaciones como la reforma UCI Pabellón B, fase 2, del Hospital General; la remodelación del Hospital de Día de Hematología y la reforma de las instalaciones Aljibe del Hospital General. En el Virgen de la Victoria se han desarrollado actuaciones y se han adquirido equipos; además de que los quirófanos del Hospital del Valle del Guadalhorce comenzaron a funcionar al 100%.

Asimismo, se han realizado reformas en distintos servicios del Hospital Marítimo de Torremolinos, de Antequera, del Costa del Sol, donde se ejecuta su ampliación.

En Atención Primaria, desde la Junta han detallado que se han realizado mejoras y ampliaciones en distintos centro de salud de la capital y actuaciones en la Costa del Sol, como la nueva Unidad de Salud Mental y oficinas en El Boquetillo de Fuengirola y el fin de la obra del nuevo centro de San Pedro Alcántara; además de impulsarse la redacción de proyectos.

Más información