Actualizado 18/09/2017 12:27 CET

El PSOE reclama al Gobierno una solución para regular la práctica de parapente y ala delta en Valle de Abdalajís

Parapente
Europa Press/Archivo

Heredia destaca el peso económico de esta actividad en el municipio y reclama medidas al Ejecutivo

MÁLAGA, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

El diputado socialista por Málaga Miguel Ángel Heredia ha registrado en el Congreso una batería de iniciativas parlamentarias instando al Gobierno a buscar una solución al parapente y el ala delta en el Valle de Abdalajís, de manera que se alcance un acuerdo con Aena para que se pueda regular y los aficionados puedan volver a practicar estas actividades.

Heredia ha planteado al Gobierno que aclare los motivos por los que se va a impedir la práctica del parapente en el municipio malagueño de Valle de Abdalajís y si piensa adoptar medidas para buscar una solución al problema.

Una solución que los empresarios de la zona apuntan que podría pasar por una regulación del espacio y la creación de una cota máxima que no se pueda sobrepasar para evitar que sean un peligro para el paso de los aviones, ha precisado el socialista.

UNA ACTIVIDAD CON PESO ECONÓMICO

El diputado además plantea al Gobierno cómo puede afectar esta medida adoptada al turismo rural en la zona donde se practica, ya que han desaparecido los aficionados de Francia, Alemania, Holanda o Suecia que eran fijos en estas fechas en el municipio y permanecían allí durante una o varias semanas, "dejando una importante cantidad de dinero entre alojamientos, bares y restaurantes".

Todos estos grupos de turistas extranjeros que han dejado de viajar al Valle de Abdalajís para volar podían dejar una media de entre 6.000 y 7.000 euros en una semana, ha expuesto Miguel Ángel Heredia.

Por otro lado, Heredia quiere saber en cuántos municipios a nivel nacional se ha adoptado una medida similar prohibiendo la práctica del parapente desde 2012 hasta la fecha y los motivos.

"El incidente entre un parapentista y un avión parece que ha sido el golpe definitivo a una actividad que se viene realizando en esta localidad desde hace unos 30 años, hasta el punto de convertirse en la capital del vuelo del sur de Europa por las especiales condiciones que hay en la zona", ha recordado.

Un avión de pasajeros de la compañía Norwegian con 180 pasajeros a bordo y procedente de la localidad británica de Gatwick se vio obligado a realizar una maniobra de emergencia para esquivar a un parapentista que apareció a menos de 100 metros de distancia del aparato, cuando se encontraba en proceso de aproximación al aeropuerto de Málaga. Este ha sido el incidente más grave de los ocurridos, pero no el único. Aena ya realizó advertencias por hechos similares el 22 de junio y el 20 de noviembre de 2015 y el 5 de enero de 2016.

En este marco, Heredia quiere saber cuántas notificaciones remitió Aena desde 2012 hasta la fecha al Ayuntamiento y a la Subdelegación del Gobierno en Málaga informando de las notificaciones remitidas por pilotos que se habían encontrado en pleno vuelo con parapentistas en el área de seguridad reservada para la entrada y salida de aviones, "y por qué no se ha hecho nada en todo este tiempo para tratar de buscar una solución".

Los empresarios de la zona lamentan el "duro golpe económico" que ha recibido la localidad con la prohibición del vuelo libre, al tiempo que reclaman una solución, que pasaría por una regulación para que pueda volverse a volar con normalidad.

"Es el principal tirón del municipio y un hecho diferenciador sobre otros destinos. Algo que creen posible con limitaciones para parapentes y aviones, que creen que pueden convivir sin molestarse y permitiendo las dos actividades, tanto el vuelo libre como las maniobras de aproximación al aeropuerto de Málaga", ha finalizado Heredia.

Para leer más