Actualizado 17/12/2013 21:29 CET

El Ayuntamiento de Bailén recurrirá la sentencia del convenio por "lesiva" y seguirá negociando

BAILÉN (JAÉN), 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Bailén (Jaén), gobernado por Simona Villar (PSOE), va a recurrir "con toda seguridad" ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) la sentencia del Juzgado de lo Social número tres de Jaén que ha anulado la decisión del ejecutivo local de dejar sin vigencia el convenio colectivo del personal laboral de la corporación desde el pasado 8 de julio, al considerar que el fallo puede resultar "lesivo" para la Administración local, al tiempo que pretende seguir negociando con los sindicatos la elaboración de uno nuevo que venga a sustituir al anterior.

Así lo ha indicado a Europa Press la alcaldesa, Simona Villar, que ha adelantado su intención de reunirse con los sindicatos esta próxima semana para continuar las negociaciones a partir del borrador de convenio que elaboró el Ayuntamiento el pasado mes de febrero y que es el que, según ha explicado, se está aplicando actualmente porque reúne "los límites a los que puede llegar" su gobierno.

Según la regidora de Bailén, el anterior convenio colectivo, que ahora el Juzgado de lo Social obliga a mantener en vigor, exige una serie de condiciones que actualmente el Ayuntamiento "no puede asumir" por la situación económica en la que se encuentra, que deriva, en su opinión, de la acción del anterior equipo de gobierno, que estuvo en manos de la Agrupación Independiente de Bailén (AIB) en coalición con el PP, y que recientemente ha sido objeto de análisis por la Cámara de Cuentas de Andalucía.

Por ello, Villar considera que si el Ayuntamiento no interpone un recurso de suplicación contra dicho fallo, éste se convertirá en "firme" y puede "lesionar" los intereses del propio Consistorio, que, no obstante, según ha defendido, a pesar de su situación no ha planteado "absolutamente nada" de recortes de plantilla ni de "derechos" de los trabajadores.

"Sí se han tenido que reducir beneficios y ayudas que había con el anterior convenio para cumplir con el plan de ajuste municipal", ha reconocido la alcaldesa, que aboga por "garantizar la estabilidad" del Ayuntamiento, para lo que pide la "comprensión" de los trabajadores, cuyos puestos y sueldos el Consistorio pretende "preservar", según ha remarcado.

Además, la alcaldesa ha reseñado que la sentencia del Juzgado de lo Social "se basa fundamentalmente en jurisprudencia anterior aplicada para empresas privadas", cuando en este caso la protagonista es una administración pública, que "ha de aplicar la normativa". En ese sentido, ha insistido en que si el Ayuntamiento no recurre, la sentencia se convertirá en firme y "posteriormente podría salir otra relativa a administraciones públicas en un sentido distinto" a la citada, por lo que el Consistorio podría quedar "perjudicado".

La sentencia que el gobierno local de Bailén pretende recurrir responde a una demanda promovida por los sindicatos UGT y CCOO por conflicto colectivo, y ha anulado la decisión de dejar sin vigencia el convenio colectivo del personal laboral de la Corporación desde el pasado 8 de julio, fecha en la que, en virtud de lo establecido en la reforma laboral del Gobierno, finalizaba el periodo de 'ultraactividad' de aquellos que estuvieran pendientes de renovación, como es este caso.