Publicado 25/08/2020 13:56:48 +02:00CET

El Ayuntamiento de Córdoba contratará a 261 personas para desinfección, control de aforo y Servicios Sociales por Covid

José María Bellido con Isabel Albás.
José María Bellido con Isabel Albás. - AYUNTAMIENTO DE CÓRDOBA

CÓRDOBA, 25 Ago. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), ha anunciado este martes la "inminente" puesta en marcha del Plan de Activación, Impulso y Recuperación del Empleo (AIRE) de la Junta de Andalucía, al recibir este lunes el visto bueno del Gobierno regional la solicitud municipal, de modo que va a suponer la creación de 261 empleos, de los que 162 son para el área de infraestructuras y de ellos 54 se destinarán a la desinfección de colegios, así como otros para el control de aforo en edificios municipales, el refuerzo de Servicios Sociales y el Instituto Municipal de Desarrollo Económico y Empleo (Imdeec).

En una rueda de prensa, acompañado por la primera teniente de alcalde, Isabel Albás (Cs), el regidor ha detallado que para ello se contará con un presupuesto de 5,7 millones de euros, de los que 2,5 millones los aporta la Junta y los otros 3,2 millones de euros se aportan del presupuesto local, para la ejecución de contratos desde el mes de septiembre.

Según ha expuesto el primer edil, "se pasa por unos momentos muy complicados, no solo sanitariamente, sino económicamente, con datos preocupantes", de ahí que con este plan se atiendan "necesidades de la ciudad y generar oportunidades de empleo para los vecinos", ha defendido.

En palabras de Bellido, "supone un respiro para muchas familias cordobesas", a lo que ha agregado que "el Consistorio siempre va a estar dispuesto a participar e implicarse activamente en todas las propuestas y hacer lo que esté en nuestra mano para ser una locomotora de la economía local".

Además, ha resaltado que estos contratos son "una buena noticia en la lucha contra la enfermedad del Covid, por las medidas de refuerzo y protección de los edificios con la desinfección de instalaciones públicas, colegios y parques infantiles", entre otras, de modo que se trata de "un apoyo a la creación de empleo y refuerzo de las medidas y lucha contra el Covid, dos ejes fundamentales del eje del plan de choque del Consistorio", ha apuntado el alcalde.

En concreto, de los 261 empleos, un total de 103 son para jóvenes de entre 18 y 29 años, para personas entre 30 y 44 años son 82 contratos y para mayores de 45 años se establecen 76 contratos, a la vez que "hay una resreva del 6% para contratar a personas con alguna discapacidad", según ha precisado Bellido.

Igualmente, entre los requisitos para acceder se encuentra estár inscrito como demandante en el Servicio Andaluz de Empleo (SAE) y en el caso de contratos para jóvenes estar en el fichero del sistema de Garantía Juvenil, mientras que en el caso de personas mayores de 45 años hay que acreditar el desempleo de larga duración.

DURANTE SEIS Y OCHO MESES

Por su parte, Isabel Albás ha declarado que este plan es "un balón de oxígeno" con el que se realizarán contratos con una duración de entre seis y ocho meses, a partir de septiembre.

Asimismo, ha indicado que dichas personas van a "recibir también una formación determinada en los diferentes empleos para luego poder incorporarse al mercado laboral", al tiempo que ha resaltado "la colaboración entre administraciones", apostillando que "la Junta sí deja a los ayuntamientos decidir dónde destinar el dinero para reforzar personal, no como el Gobierno que quiere decir dónde hay que utilizar los recursos".

En este sentido, ha defendido que "la limpieza de los centros municipales y los colegios es una prioridad", así como el refuerzo para la concesión de ayudas de Servicios Sociales y contar con personal en edificios municipales para "evitar aglomeraciones, controlar las distancias de seguridad y que todos los ciudadanos lleven mascarilla", entre otras acciones y contratos que se llevarán a cabo.

ANÁLISIS DE MEDIDAS

Entretanto, el alcalde ha informado de que la semana próxima se va a convocar una comisión sobre el coronavirus, además de la Junta de Gobierno Local, y en ella se analizarán "las medidas exactas a tomar".

Según ha expresado, "la lucha ahora mismo es contra la enfermedad, pero también por mantener la normalidad en la ciudad, no se puede volver a lo que pasó en marzo, abril y mayo de este año, porque eso es la ruina de muchas familias, la pérdida de muchos empleos y debe ser la última solución, no la primera".

Por tanto, "se trata de no llegar a eso, de evitarlo", para lo cual se han adoptado "muchas medidas en edificios municipales, como el control de accesos, los aforos y la instalación de pantallas, para que puedan seguir abiertos", ha destacado el regidor.

También, ha comentado que "ya se sacrifican celebraciones populares, como la Velá de la Fuensanta, y eventos extraordinarios, como procesiones, y otras que la Junta ha adoptado y el Ayutamiento las respalda".

No obstante, ha remarcado que para "evitar tener que adoptar medidas de cierre es importante cumplir a rajatabla las medidas y recomendaciones sanitarias, como con el hecho de evitar reuniones de más de diez personas y limitarlas".

Al respecto, ha señalado que "la situación en la capital a día de hoy no es alarmante, aunque no es buena", si bien "no hay ingresos en UCI y no está cerca el colapso hospitalario, porque hay pocos ingresos".

A su juicio, "hay que aprender a convivir con la enfermedad", porque si se tienen que tomar medidas de cierre "la situación económica y social puede ser terrible", ha advertido el alcalde.

Contador