Publicado 26/02/2021 14:02CET

La CHG adjudica por 4,3 millones de euros una obras de impermeabilización en el embalse del Negratín en Granada

Archivo - Sequía.- Temporal.- Los embalses ganan agua tras el paso de Filomena, pero siguen con casi un 10% menos que el año pasado
Archivo - Sequía.- Temporal.- Los embalses ganan agua tras el paso de Filomena, pero siguen con casi un 10% menos que el año pasado - CHG - Archivo

GRANADA, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), organismo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, ha adjudicado por 4.378.271 euros el contrato de las obras del proyecto de impermeabilización de la ladera de la margen izquierda del embalse de Negratín, en el municipio de Freila (Granada).

Estas actuaciones, que contarán con un plazo de ejecución de 30 meses, están orientadas a "resolver las filtraciones que actualmente sufre la infraestructura con el fin de aprovechar íntegramente el agua embalsada en la presa", según ha informado la CHG en una nota de prensa.

Desde finales de los años 90 del siglo pasado, diversos estudios alertaron de filtraciones en el embalse del Negratín, para lo que se acometieron actuaciones de impermeabilización, en 1997 y 1998, con el objetivo de "mermar estas afecciones".

A pesar de ello, estas anomalías, que se acusan cuanto mayor es el nivel de agua que presenta el embalse, no lograron resolverse íntegramente, en una situación que ha perdurado hasta la actualidad.

Ante esta problemática que podría suponer una merma en el almacenamiento de los recursos hídricos del Negratín, el actual equipo de la CHG, en coordinación con la Subdelegación del Gobierno en Granada, ha impulsado la ejecución de las obras para "garantizar el aprovechamiento de esta reserva hidráulica".

Entre otros trabajos, se ha proyectado la sustitución de la pantalla de inyecciones por una de hormigón armado, así como la ejecución de una pantalla de drenaje e impermeabilización para dar solución definitiva a las filtraciones que se producen.

Con estas obras, el organismo de cuenca evitará que se puedan originar fenómenos de erosión interna e inestabilidad que puedan afectar de forma directa a la seguridad de la presa y el embalse.

El embalse de Negratín, en servicio desde 1984, forma parte del Sistema de Regulación General de la cuenca hidrográfica del Guadalquivir, contribuyendo a los regadíos en las provincias de Granada, Jaén, Córdoba y Sevilla. Asimismo también depende del mismo la transferencia de recursos hídricos al embalse de Almanzora (Almería). Con una capacidad para 567,12 hectómetros cúbicos, sus recursos también se destinan a la generación de electricidad, a los que se unen otros usos turísticos y recreativos.