Publicado 28/04/2020 11:09CET

Comienzan los trabajos de rehabilitación del castillo del Berrueco, en Torredelcampo (Jaén)

Firma del acta de comprobación y replanteo y de la autorización del inicio de estas obras en el castillo del Berrueco
Firma del acta de comprobación y replanteo y de la autorización del inicio de estas obras en el castillo del Berrueco - CONSTRUCCIONES CALDERÓN - Archivo

TORREDELCAMPO (JAÉN), 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Torredelcampo (Jaén) ha iniciado los trabajos de rehabilitación del castillo del Berrueco, una fortificación edificada por los musulmanes en torno al siglo XII y reformada por los castellanos tras su conquista y que actualmente presenta "riesgo de derrumbe".

Construcciones Calderón es la empresa encargada de esta obra de emergencia con la que se busca afianzar la estabilidad estructural de los elementos más representativos y característicos de la fortaleza, con la máxima simplicidad posible para evitar interferencias de los trabajos en la propia historia de superposiciones estilísticas y tipológicas.

La intervención de emergencia, según se ha informado desde Construcciones Calderón en un comunicado, se basa en un proyecto que alerta del deterioro que sufre la fortificación, con filtraciones, pérdida de sección en muros y forjado, de asiento y desplazamiento de los lienzos. Los trabajos tienen un plazo de ejecución de tres meses.

El Berrueco es un castillo rural ubicado en un área de campiña a unos kilómetros del casco urbano torrecampeño y de Jaén capital. Esta forticipación participó tanto en las luchas fronterizas entre moros y cristianos, como en los conflictos civiles que enfrentaron a los nobles con el rey Enrique IV. En sus cercanías hay inmuebles como naves de aperos, viviendas, una ermita y una escuela.

El estudio alerta de que el abandono del recinto, las excavaciones mineras, los numerosos actos de vandalismo --como las pintadas en sus paredes y el saqueo de sillares para ser utilizadas en las construcciones vecinas-- y los efectos de la erosión dan como resultado que las estructuras que aún se mantienen en pie corran "inminente peligro de derrumbe".