Maeztu pide un plan urgente de mejoras en arcenes de carreteras para peatones y ciclistas

La Vuelta Ciclista a España ha pasado en los dos últimos años por la provincia.
DIPUTACIÓN DE ALMERÍA - Archivo
Actualizado 25/12/2018 18:05:58 CET

SEVILLA, 25 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Oficina del Defensor del Pueblo Andaluz solicita a la Consejería de Fomento y Vivienda de la Junta de Andalucía y a las diputaciones provinciales un plan "urgente" de actuaciones para mejorar el estado de los arcenes de las carreteras andaluzas, que "permita la circulación en condiciones de seguridad de los usuarios más vulnerables como son los peatones y ciclistas".

En su resolución, consultada por Europa Press, la Defensoría sugiere concretamente, que se pode y desbroce la vegetación que invade los arcenes y se atienda al estado de las raíces de algunas de las plantas anexas a las vías; que se limpie periódicamente la suciedad que se acumula en ellos; y que se retiren señales provisionales que ya no son necesarias.

Además, y respecto a las señales permanente, solicita que se compruebe su colocación para que los usuarios no tengan que salir de los arcenes, toda vez que exige que se reparen grietas, desniveles y socavones y que se obligue, en caso de obras de reparación o adecentamiento de las vías, a acometer la reparación y mejora de los arcenes.

De este modo, explica en esta resolución que una asociación en defensa del uso de la bicicleta formuló una queja ante la institución por el "deficiente" estado de conservación y cuidado de los arcenes en las carreteras andaluzas y que, al respecto, le facilitó un informe ceñido a la provincia de Sevilla, pero, apuntan, "cuyas conclusiones se podrían extender al resto de Andalucía".

Además, dicha asociación indicaba que esta situación resulta "especialmente preocupante" si se tiene en cuenta que el vigente Reglamento General de Circulación exige que los usuarios más vulnerables y, en concreto, los peatones y los ciclistas, circulen por ellos cuando se desplazan por carretera.

En este sentido, apunta que la citada organización considera que los arcenes son una parte importante de las carreteras porque por ellos circulan los usuarios más vulnerables, por lo que su diseño y conservación "deben cuidarse con tanto interés o más que el resto de la carretera" y que "es necesario asegurarse de que todas las carreteras cuenten con arcenes dignos para transitar con seguridad por ellas".

Igualmente, estos usuarios de la bicicleta exponen que las "deficiencias" más comunes en los arcenes, entre otras, son la invasión por la vegetación circundante, la falta de limpieza o la falta de conservación de su pavimento, y que con más frecuencia de la deseable "se mejoran carreteras ampliando los carriles de circulación a costa de eliminar el arcén, algo que nunca debería hacerse".

En atención a esta circunstancias, el Defensor del Pueblo Andaluz señala que abordar todas las deficiencias y disfuncionalidades que presentan los arcenes de las carreteras de la comunidad "es una tarea extraordinariamente compleja y que exige un importantísimo esfuerzo financiero".

"LA CUESTIÓN NO ES EN MODO ALGUNA BALADÍ"

Sin embargo, entiende que la queja "está plenamente justificada" y que la cuestión de fondo que plantea sobre prevención y riesgos en materia de seguridad vial para peatones y ciclistas e, incluso, para vehículos de motor que puntualmente necesiten hacer uso de los arcenes, "no es en modo alguno baladí".

"Se trata de un problema de entidad que merece la atención y una respuesta rigurosa de las administraciones territoriales titulares de las carreteras, singularmente la administración del Estado, de la comunidad autónoma y de las diputaciones provinciales", abunda la institución.

Así las cosas, considera "muy necesario" que se evalúen los puntos negros, o de mayor riesgo, en los arcenes de las carreteras para determinar los criterios y planes de intervención, así como que se tenga en cuenta que en los planes de mantenimiento y conservación de las carreteras "se deben incluir, a todos los efectos, la situación y tratamiento que se debe dar a los arcenes".

Asimismo, la Oficina del Defensor cree que a la hora de programar las obras, "se debe tener muy presente el estado de los arcenes allí donde se haya realizado, o debido realizar, una intervención para garantizar la funcionalidad, no solo de las carreteras.

Por todo ello, el Defensor pide mejoras en los arcenes de las carretas de Andalucía, "ya sea mediante la aprobación de un plan de actuaciones específico o de actuaciones puntuales" como las ya mencionadas.

Contador