Publicado 26/06/2021 11:04CET

La dirección de Valero plantea una batería de medidas para "feminizar" IU y favorecer la "conciliación" de la militancia

Archivo - El coordinador general de IU Andalucía, Toni Valero, conversa con la portavoz parlamentaria de Adelante Andalucía, Inmaculada Nieto, en una foto de archivo.
Archivo - El coordinador general de IU Andalucía, Toni Valero, conversa con la portavoz parlamentaria de Adelante Andalucía, Inmaculada Nieto, en una foto de archivo. - IU ANDALUCÍA - Archivo

SEVILLA, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

La dirección de IU Andalucía que lidera Toni Valero ha formulado una batería de propuestas para "feminizar" la organización política y favorecer la "conciliación de la militancia con la vida", que incluyen, entre otras, la sugerencia de limitar la duración de reuniones internas de la federación a un máximo de dos horas.

Así se recoge en el documento político planteado por la dirección de Toni Valero para su debate en la Asamblea de Izquierda Unida Los Verdes Convocatoria por Andalucía (IULV-CA) convocada para los días 17 y 18 del próximo mes de julio, consultado por Europa Press, que se titula 'Re-construir la alternativa democrática para Andalucía desde la izquierda', y donde se plantean las "líneas estratégicas para la acción política de la organización en el próximo ciclo político".

Este documento político organizativo, que ya ha sido aprobado por la Coordinadora andaluza de IU, plantea como objetivo estratégico el de "feminizar la organización", marco en el que plantea una serie de medidas que "garanticen los cuidados y la conciliación, que hagan de Izquierda Unida una organización más feminista y accesible a las mujeres trabajadoras, y que faciliten la militancia de las compañeras, que aún se encuentran con numerosos obstáculos para ello, provenientes de una cultura patriarcal aún arraigada e interiorizada".

De esta manera, se apuesta por la "puesta en marcha de un Plan de igualdad en IULV-CA que permita "identificar prácticas que obstaculizan la participación de las mujeres y medidas adecuadas que contribuyan a una organización más feminizada y feminista".

LIMITAR LA DURACIÓN DE REUNIONES

También se defiende la incorporación de "formas de organización y desarrollo de las reuniones internas que faciliten la participación y la conciliación de la militancia con la vida", entre las que se citan la de procurar "que las reuniones no se alarguen más de dos horas", así como que los turnos de palabra deban "ser cerrados y el tiempo de cada intervención contabilizado".

Así, el documento propone que, en las reuniones 'on line', "la persona encargada del apartado técnico de la reunión cerrará el micrófono cuando la duración permitida sea sobrepasada", y apuesta por "facilitar las intervenciones y expresión libre de las compañeras".

Por otro lado, y con el objetivo de favorecer que "las compañeras tomen la palabra" y "facilitar la participación de las mujeres", se propone que, "en caso de que los turnos de palabra se vean descompensados y sean más las solicitadas por hombres que por mujeres, se dará más tiempo a las intervenciones de las compañeras de forma proporcional al número de palabras pedidas y a la duración prevista para el punto del orden del día".

LUDOTECA EN REUNIONES PRESENCIALES

"Los días y horarios de reunión se harán de forma rotativa en los órganos amplios, para que todos y todas tengan oportunidad de asistir", según se propone también en el documento de la candidatura de Valero, que también apuesta por "formas de comunicación respetuosas y reuniones como espacios seguros", y por garantizar "una ludoteca en las reuniones presenciales, a ser posible llevada de forma paritaria, de modo que no recaiga en las compañeras nuevamente este trabajo".

Desde la candidatura de Valero se sostiene que IU debe "incorporar el feminismo" a su "práctica organizativa", y se advierte de que "la participación femenina sigue siendo notablemente inferior a la masculina en las organizaciones políticas por norma general, y esto incluye a la nuestra".

En esa línea, también se reclama que, "en las movilizaciones en las calles --concentraciones, manifestaciones, cualquier tipo de convocatoria--, se procurará que las compañeras se visibilicen en las distintas acciones", así como que, "en los actos, charlas, formaciones, etcétera, se garantizará la paridad cuando éste se componga de más de dos personas".

Otras propuestas son las de procurar "un uso inclusivo y no sexista del lenguaje", así como que las campañas de comunicación de IU visibilicen a las mujeres, "promoviendo una imagen paritaria de la organización"; "garantizar la paridad en la composición de los órganos políticos y ejecutivos de IU", y "promover que las compañeras asuman responsabilidades internas tradicionalmente masculinizadas".

Por otro lado, "se anima a todos los hombres de la organización a que se hagan responsables de facilitar la participación de las compañeras", algo que pasa "por asumir las tareas domésticas y hacerse cargo de todo ese trabajo feminizado que es invisible y que sirve para sostener la vida", según agrega el documento.

"Solo aliviando y compartiendo el peso del hogar y la familia, con la incorporación de los hombres a estas tareas, pueden las compañeras hacerse cargo de sus responsabilidades como militantes", se lee en el documento, en el que, finalmente, también "se anima a las distintas asambleas a llevar a cabo propuestas ambiciosas, que vayan aún más allá, y sigan llevando a cabo propuestas que contribuyan a una mayor participación de las mujeres en Izquierda Unida, entre las cuales se recomienda la elaboración de planes de igualdad".

Contador

Para leer más